Votar, sí. Descansar, también