Valladolid Toma La Palabra promoverá una acción conjunta contra las casas de apuestas y la adicción a los juegos de azar

La plataforma municipalista cree necesario tomar medidas urgentes ante una autentica “epidemia” que afecta a los barrios de Valladolid

Valladolid Toma La Palabra considera que, a pesar de las escasas competencias municipales en este ámbito, el Ayuntamiento de Valladolid ha de ser beligerante con la proliferación de las Casas de Apuestas en los barrios de la ciudad y con la creciente adicción a los juegos de azar, especialmente en la población juvenil.

 

Valladolid Toma la Palabra ha recordado que en 1992 la Organización Mundial de la Salud reconoció la ludopatía como un trastorno, incluyéndolo en su Clasificación Internacional de Enfermedades. La ludopatía es una enfermedad que afecta gravemente, no sólo al individuo, sino a todo su entorno familiar, laboral y social, con importantes consecuencias económicas y emocionales. Esta enfermedad está creciendo y afectado a un número muy importante de personas. Estamos por lo tanto ante un problema de salud pública. Cuando esto sucede, las administraciones debemos reaccionar. Reaccionar para sensibilizar, informar, prevenir y, actuar para combatir la “epidemia”.

 

Desde Valladolid Toma La Palabra se entiende que todas las administraciones públicas debemos redoblar esfuerzos ante el problema planteado, con el fin de incorporar o fortalecer mecanismos de protección, especialmente en el caso de las personas más vulnerables. “Convienen apuntar que el grupo de edad en el que más está creciendo la ludopatía es el más joven, entre 18 y 24 años”. La realidad y el abordaje de las soluciones requiere, por tanto, determinación y un análisis profundo de la situación contando, por supuesto con las organizaciones sociales que trabajan en el tema desde la sociedad civil. Para la candidatura liderada por Manuel Saravia, es imprescindible adoptar medidas para el control exhaustivo de salones recreativos y salas de apuestas en el espacio público. Para ello, es fundamental propiciar líneas de trabajo que incidan en el ámbito municipal, en la administración autonómica y en el gobierno central. Este frente conjunto iría orientado a restringir las condiciones de apertura de este tipo de salas, así como la regulación de su publicidad en medios de comunicación.

 

Desde las competencias municipales, se incidiría en diferentes ámbitos:

  • Eliminar la presencia en soportes publicitarios en el espacio público, con el fin de establecer una estrategia coherente que limite su impacto social, especialmente, sobre la población joven.
  • Establecer limitaciones urbanísticas a la implantación de las Casas de Apuestas, en las inmediaciones de espacios frecuentados por la infancia, la adolescencia y la juventud, como centros educativos, culturales y juveniles.
  • Establecer limitaciones horarias para reducir la incidencia en población juvenil
  • Evitar la coincidencia “de usos”, limitando que un mismo local opere como espacio hostelero y como espacio de realización de apuestas.
  • Realizar campañas formativas, informativas y sensibilizadoras para prevenir y para abordar el problema de las adicciones y la ludopatía. Estas campañas estarán dirigidas a jóvenes, familias, comunidad educativa, asociaciones, personal técnico municipal y población en general.
  • Reforzar la consideración de la ludopatía y las “adicciones sin sustancia” en el Plan Municipal contra la drogadicción. Impulsar el papel en este Plan y en todas las medidas de las organizaciones sociales que trabajan en este ámbito. Es fundamental contar con los recursos suficientes para que la acción municipal no se quede en una metra declaración de intenciones

 

Valladolid Toma la Palabra ha recordado que determinadas mediadas legislativas, autonómicas, no han ayudado a solucionar el problema. En Castilla y León, sucesivas modificaciones legislativas han propiciado, en parte, el fortalecimiento del sector de los juegos de azar. Estas modificaciones, algunas muy recientes, favorecen la implantación o mantenimiento, entre otras, de empresas de juego y apuestas en Castilla y León. De hecho, gracias a esas modificaciones legislativas, se están facilitando aún más, los trámites y se han suavizado los requisitos para apertura y funcionamiento de los locales de apuestas. Por ello, es imprescindible que se aborden urgentemente reformas legislativas que protejan a la población y dificulten el crecimiento de las adicciones. Igualmente, Toma la Palabra insiste la necesidad de que Junta de Castilla y León acelere el acceso de las personas afectadas por ludopatía a los recursos específicos de salud y a reconocer la ludopatía como adicción.

 

Del mismo modo, el Gobierno Central debe abordar, de manera inmediata las medidas políticas y legislativas que se deriven de la inclusión de la ludopatía en el Plan Nacional sobre Drogas.

 

Por todo ello, la candidatura municipalista entiende que el Ayuntamiento debe promover un pacto entre todas las administraciones y las organizaciones sociales, tendente a establecer una estrategia común que limite la implantación de las Casas de Apuestas y aborde con determinación y recursos el crecimiento de la adicción a los juegos de azar.