Valladolid tiene "muchas posibilidades" para que sea declarada Ciudad Creativa por la Unesco, según Aecid y el Gobierno

La capital apuesta por la cultura y el cine como vehículo para implicar a la sociedad en los objetivos de la Agenda 2030

El director de Relaciones Culturales y Científicas de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid), Miguel Albero, ha defendido que Valladolid tiene "muchas posibilidades" para lograr este otoño la declaración por parte de la Unesco como Ciudad Creativa en el ámbito del cine.

 

Albero ha participado en el encuentro 'Ciudades, Creatividad y Agenda 2030' que se ha celebrado este viernes en el Teatro Calderón de la capital del Pisuerga y en el que ha participado también el director general del Alto Comisionado para la Agenda 2030, Federico Buyolo, quien ha subrayado el compromiso del Gobierno de España para promover la consecución de los objetivos de este plan a través de la cultura y ha defendido la importancia de que Valladolid lidere el "binomio" cultura y desarrollo.

 

Por su parte, el representante de Aecid, organismo dependiente del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, ha defendido que la declaración a la que aspira Valladolid supone "significar a las ciudades en un ámbito de la cultura" y es, asimismo, una "iniciativa útil" para su desarrollo.

 

En este sentido, ha puesto como ejemplo de la vinculación de Valladolid con el séptimo arte su Semana Internacional de Cine (Seminci), a la cual se ha referido como "mucho más que un festival de cine", puesto que "impregna toda la ciudad", la cual "lo vive como propio".

 

Para Miguel Albero, que Valladolid haya presentado su candidatura en el ámbito del cine es "perfectamente natural", como "natural y deseado" es "que se le diera esta consideración".

 

COMPROMISO

 

De conseguirla, como ha explicado el representante de Aecid, implicaría "un compromiso" similar al de los restaurantes con las estrellas Michelin, ya que "hay que mantenerse a la altura para que no lo quiten".

 

Así, ha advertido de que la Unesco "evalúa que se mantenga ese compromiso", con lo que "se blindan los compromisos culturales de la ciudad".

 

A juicio de Miguel Albero, Valladolid cuenta con "muchas posibilidades", favorecido por la ausencia de "cuotas por país" --Burgos aspira a la misma categoría en el ámbito de la gastronomía--, y ha insistido en que "a primera vista" la ciudad presenta "todos los requisitos" para obtener la declaración, ya sea este año u otro. "Esperemos que sea este año", ha añadido.

 

Entre tanto, Federico Buyolo ha defendido la cultura como un "factor fundamental" para desarrollar los objetivos de la Agenda 2030, una "agenda humanista" que contempla el desarrollo "ligado lo económico, lo social y lo medioambiental" que "sólo es posible" si se consigue "a través de la ciudadanía", para lo cual es necesaria "la cultura".

 

Buyolo también ha defendido la confluencia de las administraciones en este objetivo y ha defendido a Castilla y León como un "ejemplo" en la implementación de Agenda 2030, trabajo en el que hay que "seguir avanzando".

 

Al encuentro han asistido también, entre otros, el director de la Seminci, Javier Angulo, y la concejal de Cultura y Turismo, Ana Redondo,
Ana Redondo, quien ha defendido la celebración de estas jornadas para dar a conocer la candidatura de Valladolid tanto en el exterior como entre la población del centro y los barrios, así como sus diversos colectivos.

 

"EMPEÑO"

 

Redondo ha subrayado que el "empeño" de Valladolid en este proyecto, que "puede transformar completamente la ciudad" de cara a esos 17 objetivos de la Agenda 2030 encaminados a hacer la ciudad "mucho más habitables".

 

Entre los objetivos de esta declaración están, como ha reconocido Redondo, conseguir más apoyo institucional para la Seminci, pero sobre todo "que Valladolid se implique" con un proyecto en el que el festival es su "buque insignia" con más de seis décadas de aval, pero en el que existe un tejido "mucho más amplio" como la Cátedra de Cine de la UVA, a la que este año podría sumarse un Máster en Cinematografía.

 

También ha destacado Redondo la vinculación de la literatura, muy presente en la ciudad, con el cine, sobre lo cual ha puesto de ejemplo las obras llevadas a la gran pantalla de Miguel Delibes, a punto de celebrarse el centenario de su nacimiento, o el papel de iniciativas como Pajarillos Educa para que los jóvenes del barrio muestren su visión a través del cine.

 

Por último, la concejal ha abogado por que una ciudad "que vive el cine y la cultura" incorpore industrias culturales y atraiga rodajes a través de la Valladolid Film Office.