Valladolid quiere consolidar el mes de noviembre del vino y la gastronomía

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, en un acto del último Concurso de Pinchos. ALBERTO MINGUEZA

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, lo asimila a una especie de 'OktoberFest' de Munich pero con el argumento del vino para aprovechar el tirón del Concurso Internacional de Pinchos. 


 

Así lo ha explicado Puente en un desayuno que ha compartido con el presidente de la Diputación Provincial, Jesús Julio Carnero, quien ha secundado la propuesta planteada por el alcalde de Valladolid.

 

Al respecto, Óscar Puente ha asegurado que el Consistorio quiere que noviembre "sea el mes de la viticultura y la gastronomía" para lo que ha planteado la implicación de la Diputación en este proyecto para poder celebrar "un acontecimimiento de ciudad y de provincia" dedicado a este sector.

 

El alcalde considera que hay que aprovechar la celebración del Concurso Internacional de Pinchos que se celebra en la ciudad a principios de mes y que puede ser "una palanca de apoyo" para hacer que Valladolid, en noviemebre, sea un referente del vino y la gastronomía como los es Oktoberfest para Munich.

 

En la segunda quincena del mes de noviembre la idea de Puente es poder celebrar un "gran acontecimiento de ciudad y de provincia".

 

Óscar Puente ha reconocido que "aún queda mucho camino por recorrer" pero está convencido de que Valladolid "tiene un potencial enorme" en este sector por sus denominaciones de origen, sus rutas de enoturismo por la provincia y su gastronomía.