Valladolid 'lleva la contraria' a la Comunidad y aumenta su incidencia acumulada
Cyl dots mini

Valladolid 'lleva la contraria' a la Comunidad y aumenta su incidencia acumulada

Imagen de la calle Santiago de Valladolid. JUAN POSTIGO

Sea como sea los casos diarios se encuentran en números controlados y las UCIs y hospitales sí están rebajando su ocupación en la provincia

La incidencia acumulada de COVID-19 a 14 días se ha consolidado durante la última semana en Castilla y León en el entorno de los 130 casos por cada 100.000 habitantes, y se sitúa este lunes en 128,65 casos, solo dos menos que los registrados hace una semana. La tasa, en riesgo medio, se ha instalado en esa cifra desde hace varios días, según los datos facilitados por la Consejería de Sanidad. A siete días, la Comunidad se sitúa en 60,75 casos.

 

Por provincias, continúan en riesgo alto Burgos, con 181,74 casos por cada 100.000 habitantes, 18 menos que siete días atrás, Palencia, con 167,16, y Valladolid, con 162,3. Estas dos últimas han empeorado en relación a hace una semana, con 32 y 35 casos más, respectivamente. El resto se encuentran en nivel de riesgo medio: Segovia, con 127,7 casos; León, con 112,4; Ávila, con 105,9; Soria, con 90 casos; Zamora, con 73,2; y Salamanca, con 71,98.

 

Igualmente, en cuanto a la tasa de incidencia a siete días, las mismas tres provincias marcan un nivel de riesgo alto, aunque en otro orden. Así, es Valladolid la que registra el valor más elevado, con 85,47 casos por cada 100.000 habitantes, seguida de Palencia, con 84,21, y Burgos, con 80,53. A continuación, en riesgo medio están Ávila (43,76 casos), León (52,36), Segovia (53,43), Soria (39,38), Zamora (37,52) y Salamanca, que cierra la lista (29,77 casos por cada 100.000 personas). casos

 

Por lo que refiere a la tasa de incidencia acumulada a 14 días en mayores de 65 años, la Comunidad muestra unas cifras del 38,29 casos por cada 100.000 habitantes, que cae hasta 15,48 si se analiza desde el punto de vista a siete días.

 

Mientras tanto, la ocupación de camas por pacientes COVID en las UCI de los hospitales de Castilla y León experimentó una importante caída con respecto al lunes pasado, al situarse en el 21,52 por ciento, dos puntos menos, pero un ligero ascenso de dos décimas en relación a la cifra de este domingo, lo que mantiene la presión asistencial en las unidades de críticos en el nivel de riesgo alto. Salamanca es la que única que presenta un riesgo bajo, con una ocupación del 9,68 por ciento, mientras que Burgos (14,61 por ciento) y Zamora (10,53) se encuentran en medio. En riesgo alto, Segovia (19,35 por ciento) y Valladolid (21,43). El resto se sitúan en muy alto: la peor situación es la de Ávila (50 por ciento), seguida de Palencia (45 por ciento), Soria (35,71) y León (26,32 por ciento).

 

Por su parte, la ocupación de camas por pacientes COVID en planta bajó levemente en la última semana, hasta el 3,04 por ciento, dos décimas menos que el lunes anterior. Por su parte, la positividad global de las pruebas diagnósticas se mantiene estable en el 5,67 por ciento y el porcentaje de casos con trazabilidad se consolida en el 70,84 por ciento.

 

El índice de reproducción del virus se situó en el conjunto de la Comunidad en el 0,94. Solo Zamora (1,05) y León (1,01) superan la barrera del 1, que iguala Valladolid. Por debajo, Palencia (0,94), Soria (0,92), Salamanca y Burgos (0,89), Segovia (0,83) y Ávila (0,74).

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: