Valladolid esquiva la fase de alerta activada por situaciones meteorológicas extremas

Foto: Europa Press

Soria también se libra de la medida tomada por la Delegación del Gobierno, que afecta a las otras siete provincias de Castilla y León.

La Delegación del Gobierno en Castilla y León ha activado "hasta nuevo aviso", la fase de alerta ante la previsión de situaciones meteorológicas extremas (nevadas) en las provincias de Ávila (Sistema Central), Burgos (Cordillera Cantábrica y Sistema Ibérico), Palencia (Cordillera Cantábrica), Salamanca (Sistema Central), Segovia (Sistema Central) y Zamora (zona de Sanabria), además de la de León, que ya había activado esta mañana.

 

Así, actúa ante la posibilidad de que se produzcan nevadas, de acuerdo con el protocolo de actuaciones ante situaciones meteorológicas extremas, que regula las actuaciones de los organismos de la Administración General del Estado con el objetivo de "asegurar la vialidad" en las carreteras de titularidad estatal, y, en su caso, prestar la asistencia adecuada a los ocupantes de vehículos, según han apuntado fuentes de la Delegación a través de un comunicado recogido por Europa Press.

 

La Campaña de Vialidad Invernal 2016-2017 en la Red de Carreteras del Estado en Castilla y León, puesta en marcha por la Delegación del Gobierno, cuenta con un dispositivo material de más de 400 máquinas quitanieves y un dispositivo de medios humanos integrado por casi 3.000 personas: 953 de las Demarcaciones de Carreteras (Occidental y Oriental); 1.500 de la Guardia Civil de Tráfico; 15 del Centro de Gestión del Tráfico en Castilla y León; 15 de Coordinación de Protección Civil; 12 de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET); 115 de los Comités Ejecutivos de Emergencias; y 300 de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

 

En el caso de tener que viajar en las próximas horas, la Delegación del Gobierno recomienda revisar neumáticos, anticongelante y frenos, además de llenar el depósito de la gasolina, y llevar cadenas y elementos de abrigo. Asimismo, es recomendable llevar un teléfono móvil y dispositivo de alimentación, además de tener especial cuidado con las placas de hielo.