Valladolid avanza al fin hacia su Parque Agroalimentario con los primeros pasos de un proyecto de 150 millones
Cyl dots mini

Valladolid avanza al fin hacia su Parque Agroalimentario con los primeros pasos de un proyecto de 150 millones

La ministra Reyes Maroto, junto al alcalde y al delegado del Gobierno.

El alcalde indica que se mantenien contactos con tres puertos, dos españoles y uno de Portugal, y apunta hacia el modelo de Zaragoza.

El futuro Parque Logístico y Agroalimentario de Valladolid contempla el desarrollo de 149 hectáreas, en la zona de los nuevos talleres de Renfe, aprovechando la construcción de la variante ferroviaria de mercancías y la nueva estación intermodal y en un momento en el que habrá financiación vinculada al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y otros instrumentos.

 

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, asistió este lunes en el Museo Patio Herreriano de Valladolid a la presentación de este proyecto, junto al alcalde, Óscar Puente; el concejal de Planeamiento Urbanístico y Vivienda, Manuel Saravia, y el delegado del Gobierno en la Comunidad, Javier Izquierdo

 

En esta primera fase se prevé el desarrollo de instalaciones comunes, así como de parcelas de uso industrial y logístico, con salida directa al tendido ferroviario, así como un centro de Investigación y Desarrollo. Otro de los aspectos destacados del Parque es su apuesta por la sostenibilidad desde el punto de vista energético, así como su alineación con las estrategias turísticas y gastronómicas de Valladolid y Castilla y León. 

 

En ese sentido, el alcalde de Valladolid, que recabó el respaldo de la ministra al proyecto, insistió en que ahora no se puede desaprovechar esta ocasión para darle un impulso definitivo al Parque Agroalimentario, que tiene como “clave”, a su juicio, la ubicación en el itinerario del Corredor Atlántico, así como la proximidad de infraestructuras ferroviarias. 

 

Óscar Puente desveló que el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) y Renfe han comunicado a la Sociedad Valladolid Alta Velocidad su programación de inversiones en los próximos dos años, que contempla la construcción de una nueva estación intermodal de mercancías, en las proximidades de los nuevos talleres, con un desembolso de 22 millones, a los que se suma la parte correspondiente del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana.

 

También el regidor destacó que se han retomado las obras de construcción de la variante de mercancías, mientras se trabaja en el proyecto y el estudio que conlleva, cuyo coste situó en 1,7 millones. Además, destacó el apoyo de la Junta para avanzar en un posible plan regional, con el fin de unificar diferentes sectores, pero también en las figuras jurídicas, como la de consorcio y otras, para su gestión, informa Ical. 

 

En paralelo, el alcalde de Valladolid destacó que se están manteniendo contactos con tres gestores de contenedores, dos puertos españoles y uno portugués, al tiempo que se está programando una visita a Mercazaragoza, para conocer el modelo de su plataforma. También indicó que cuentan con los ‘partners’ necesarios, por lo que recalcó: “es el momento”, si bien reconoció que es un proyecto a medio y largo plazo, puesto que el coste total no será inferior a 150 millones, pero aseguró que en este mandato aspira a iniciarlo.

 

Respaldo ministerial

 

Por su parte, la ministra de Industria trasladó el apoyo del Gobierno a esta iniciativa sobre el sector agroalimentario, que recalcó ha demostrado su importancia en esta pandemia del COVID-19 y que ha convertido a España en la “despensa” de Europa. Aunque indicó que todavía es pronto para definir la aportación del Ejecutivo, señaló que es un proyecto “ilusionante” y “de futuro”, que apuesta por el desarrollo de la cadena de valor, por la digitalización y la sostenibilidad.

 

Reyes Maroto subrayó que el Corredor Atlántico ofrece “muchas oportunidades”, pero también el impulso de la cadena de valor, lo que en conjunto remarcó que puede dar lugar a nuevos modelos de desarrollo. Además, indicó que la apuesta por la innovación permitirá que se revierta en el ecosistema industrial, a lo que añadió otras fortalezas como sus vínculos con el turismo y la gastronomía.

 

Finalmente, expresó su apoyo a un proyecto que se inspira a su juicio en una política industrial “moderna”, que aseguró ayudará a transformar la ciudad, para que desde la base de su “pasado y presente”, mire al futuro. También subrayó el papel que jugará la industria agroalimentaria, tanto en Valladolid como en Castilla y León, que remarcó será un sector que crezca.