Cyl dots mini

“Uno de los próximos pasos de Auvasa será la implantación de wifi”

El gerente de la empresa municipal de autobuses, Álvaro Fernández Heredia, asegura en una entrevista a Tribuna las virtudes del transporte público y su uso seguro durante la pandemia

Álvaro Fernández Heredia fue nombrado nuevo gerente de Auvasa en septiembre del año pasado… y desde entonces no han parado de ocurrir cosas en la empresa pública de autobuses. Pequeñas cosas, otras más grandEs. Pero lo que es innegable hasta ahora es la experiencia aportada  por el madrileño.

 

Fernández Heredia es ingeniero de Caminos, Canales y Puertos, especializado en la Planificación del Transporte. Suma más de quince años en el mundo de la consultoría, la investigación, la docencia universitaria y ha asumido responsabilidades de gestión a distintos niveles. Cuenta además con numerosas colaboraciones en diversas publicaciones, congresos, etc. Recientemente gestionó como director gerente la Empresa Municipal de Transportes de Madrid. Y ahora hace balance de su algo más de un año como máximo mandatario de Auvasa.

 

Pregunta: Primera cuestión, Auvasa ha sido nombrada como empresa municipal de movilidad en el último Consejo celebrado. ¿Qué va a suponer esto?

Respuesta: Es un reto para la sociedad empresarial acorde con el reto de movilidad que tiene la ciudad. Creo que estamos viendo que esta está evolucionando, tanto que la idea es que ahora la oferta pueda ofrecer varios modos de transporte. Lo que hace la empresa es acompasarse a los tiempos para no ofrecer solo un servicio como antes sino varios. Es una solución para que la empresa pueda gestionar varias cuestiones de movilidad, sean propias o bien de otros operadores con los que se llegue a acuerdos. Y esta modernización implica que Auvasa deje de solo autobuses para ser integral total.

 

P: ¿Qué va a suponer para los ciudadanos?

R: Habrá que irlo viendo, porque hay una estrategia y un servicio al que queremos llegar. Si se pueden integrar otros servicios puede acabar significando que por ejemplo una persona que se vaya a desplazar al centro de Valladolid pueda hacer una primera etapa en coche, lo deje y luego haga la segunda en bus, que sería más rápido. Y tendría un solo billete para todo lo que suponga movilidad, sea en el medio que sea. Si llegamos a acuerdos con Renfe, por ejemplo, una persona que se saque un billete integrado puede ir en bus después… Cuestiones como estas, cosas que ya se pueden hacer, en realidad, pero que sean más fácil en cuestiones más eficientes de tiempo.

 

P: ¿En cuánto tiempo se verán resultados?

R: Las cosas de palacio van despacio, pero espero que echemos a andar pronto. Primero se trataba de cambiar el objeto social, que es el que define a qué se puede dedicar Auvasa, que se ha aprobado en Consejo, y ahora habrá que ver estudios de viabilidad para ver por dónde tiramos.

 

P: Esto, para que lo entienda la gente y que ya comentó el alcalde, podría suponer como primeros pasos que Auvasa empezara a gestionar los aparcamientos municipales o el alquiler de bicicletas municipal.

R: Serán decisiones que se irán tomando por parte de los administradores municipales en todo momento. Desde luego la Sociedad debe estar preparada en todos los sentidos para hacerse cargo de lo que se diga desde el Ayuntamiento.

 

P: ¿Esto supone que Auvasa, con el paso de los años, va a tener más presupuesto?

R: Es difícil saberlo hasta que no tengamos cuestiones concretas sobre la mesa. Esto puede dar lugar a que vengan inversiones no directamente del Ayuntamiento, sino de otras unidades de negocio.

 

P: Tema polémico como son los atascos. ¿Cómo lo ve como gerente de una empresa que ha sido la gran beneficiada como es la de autobuses?

R: Solo podemos estar agradecidos desde Auvasa por tomar iniciativas para mejorar la movilidad peatonal y del transporte público. Valladolid ha destacado como de las que menos carril bus tenía hasta ahora y con la salida del Observatorio Metropolitano de la Movilidad se ve que nuestra ciudad estaba la que peor velocidad comercial tenía de autobuses. La principal manera que había de arreglarlo es dar espacio único para estos. Creo que el alcalde ha actuado bien, además en pro del interés general, y ha tenido efecto en el corto plazo, que ya lo hemos medido. Es pronto, pero desde julio ya hay resultados positivos. Es un buen camino a seguir.

 

P: Los cambios cuestan, ¿se entienden las críticas de la gente con los atascos?

R: Sí, claro. La gestión del cambio es complicado y cuando estos suponen cosas positivas directas se comprenden bien, que son la mayoría, pero hay gente que le ha podido perjudicar porque tienen un interés particular diferente. Les entiendo, claro. Pero el Ayuntamiento tiene la obligación de pensar en el interés general, aunque suponga no contentar a todos, sí a la mayoría.

 

P: Hay quien incluso ha pedido su dimisión.

R: Sí, creo que eso forma parte de la escena política. Yo soy un técnico, prefiero no pronunciarme al respecto. A mí sí me llama la atención que cuando hay quejas no se evalúa la gestión de Auvasa ni de los cambios, sino cuestiones circunstanciales. Pero es parte del ruido político.

 

P: Otro tema, medidas Covid en los autobuses.

R: Hemos tomado una política muy clara. Por un lado estar al tanto de lo que se conoce de esta situación, nueva para todos y para la que no estábamos preparados, y para ese otro conocimiento que sí tenemos ser lo más contundentes que hemos podido ser. Toda aquella normativa por el organismo que sea la hemos aplicado como de absoluto cumplimiento, incluso a veces yendo por delante de estas recomendaciones. Por ejemplo, aplicamos el uso obligatorio de la mascarilla antes incluso de que fuera oficial, o informamos de la ocupación de los buses antes de que otros lo hicieran.

 

¿Qué estamos haciendo ahora? Tenemos aforo limitado a asientos y a dos personas por metro cuadrado, que es lo que indica la Junta. Para hacer eso tenemos la monitorización en tiempo real de todos los autobuses con un procedimiento para que si hay viajeros de más llegue enseguida otro bus, porque a esos viajeros no se les va a dejar subir en ese momento, y ahora estamos centrándonos en el último estudio que dice que el contagio puede estar más vinculado a aerosoles que a partículas. Estamos viendo qué medidas tomar al respecto, pero a día de hoy cumplimos las medidas por encima de lo que se le pediría a cualquier otro comercio. Sabemos que se concentra mucha gente y por eso queremos favorecer todavía más la ventilación natural. Seguramente ya estemos haciendo muchas medidas, abriendo las puertas incluso sin haber pasajeros para refrescar el compartimento, promover la apertura de ventanas y toda aquella medida válida.

 

P: En todo caso había casos puntuales en los que se veían imágenes de buses llenos.

R: Aquí hemos comunicado mal. La gente tiene la idea de que el aforo está limitado al 50% y hemos sido poco pedagógicos nosotros y la Junta. Y en realidad es todas las plazas sentadas y dos personas por metro cuadrado. Quizás hemos transmitido que el aforo está a la mitad, con lo que te imaginas a una persona por cada dos asientos, y la mitad del pasillo vacío. Cuando decimos todas las personas sentadas y dos por cada metro cuadrado de pie hay que dar por hecho que la distancia de seguridad no se cumple y eso tiene sentido porque hay estudios que dicen que esta distancia de seguridad no es efectiva. Los sistemas de ventilación mueven tanto el aire que aun así te puede contagiar otra persona cercana. Lo realmente efectivo es la mascarilla.

 

Pero claro, un metro con dos personas significa entrar y encontrarte el autobús con todas las personas sentadas y gran parte del pasillo ocupado. Esa no es la imagen de lo que la gente pensaba que era al 50% de ocupación, pero es que realmente un bus lleno al 100% es muy lleno. Hemos analizado las imágenes y en ningún caso se ha incumplido ese límite de aforo. Pero realmente no hemos sido pedagógicos y la gente se esperaba el bus más vacío. Además esto ocurre en periodos punta de cada línea, que son un 2% del total. Pero la mayoría de veces los buses van vacíos o semi vacíos.

 

P: ¿Para esta segunda ola se plantea la reducción de líneas como en la primera?

R: Es muy difícil planificar en las condiciones actuales. Muchas veces las medidas las tomamos de un día para otro, a veces se manda un globo sonda y al día siguiente lo ves en el BOCYL. Es muy complicado viendo un Boletín a las doce de la noche. Pero es cierto que ahora parece que vuelve a haber posibilidad de confinamiento individual a partir del 15 de noviembre y no podemos tomar medidas hasta que eso queda plasmado de manera oficial. Tampoco sabemos cómo se va a aplicar y cómo nos va a afectar. Así que siempre aplicamos las medidas de la manera más conservadora posible y tomamos decisiones con lo que veamos en realidad. Lo vamos ajustando estando de lado de la seguridad.

 

P: Cambiando de tercio. Hace poco se planteó en Auvasa la posibilidad del pospago.

R: Hay  novedades importantes. El pospago es el paso final, pero tenemos ya instalado en autobuses una nueva validadora que va a permitir el pago con tarjeta y con móvil. La semana que viene tenemos cerca de 70 voluntarios que probarán en condiciones normales. Si todo va bien en quince o veinte días tendremos algunas de las líneas operando con estas aplicaciones, que se podrá descargar en el móvil, o con tarjetas. Según veamos que el sistema no da problemas lo iremos aplicando a todas las redes. Es muy importante por ejemplo para turistas, pero lo más importante para usuarios es que se podrá recargar tranquilamente en casa o pagar directamente con la tarjeta o móvil.

 

P: Más novedades. Se plantea también el uso del wifi.

R: Efectivamente, el actual contrato de renovación tecnológica plantea que pueda haber wifi en buses. Tiene unos costes de implantación, pero sin duda es el futuro. Tarde o temprano tiene que haberlo porque es un servicio normal y ayuda a que la experiencia en el autobús sea lo más gratificante posible. Ya que uno no está allí por vocación, ya que al final viajas por otras cosas, que ese tiempo sea lo más gratificante posible. En ese camino tiene que ser con mejor experiencia de usuario y ahí el wifi se va a acabar implantando en los autobuses.

 

P: ¿Alguna idea de cómo será su implementación?

R: Lo tienen ya otras ciudades. Subes al bus y hay una conexión común a todos los buses y si ya te has enganchado alguna vez tu móvil lo hará de manera automática.

 

P: Para terminar, ¿qué expectativas le da a Auvasa, qué recomendación le diría a quienes no sean usuarios de Auvasa?

R: Para quienes no lo usen, les invitaría a usarlo (ríe). Hasta ahora Auvasa ha sido y seguirá siendo para los vallisoletanos siempre su empresa de autobuses. Todos recordarán viendo incluso fotos del pasado estos buses tan auténticos. Es intergeneracional, tu abuelo recuerda el suyo, tu padre el suyo y tú el tuyo. Eso seguirá siendo siempre así y Auvasa seguirá acompañando la vida de la ciudad, pero de ahora en adelante siendo algo más que buses.

Álvaro Fernández Heredia, gerente de Auvasa. TRIBUNA

Noticias relacionadas

Comentarios

C 03/11/2020 10:57 #5
Y miente en muchas de las cosas que dice, no hay control de aforos, lo buses llegan tarde, etc.
Unodedelicias 03/11/2020 08:50 #3
El gerente de Auvasa, nuestro "Iván Redondo" vallisoletano, hace y deshace en la ciudad a su gusto, con el visto bueno de las mas altas instancias del ayuntamiento, (como el de La Moncloa.)
P 03/11/2020 08:25 #2
Aleluya publican por lo menos un comentario será para que se vea que no es publicidad
vino es Salud 02/11/2020 21:58 #1
No dice en qué barrio vive y si usa el coche para ir a trabajar. Tampoco dice nada de las bicis. Va a trabajar en bici?y el alcalde? Sigue usando la bici para ir a trabajar ?

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: