Universidad de Valladolid y Unión Arroyo, con el objetivo de salir del bache este sábado
Tribuna mini Saltar publicidad
Banner va ciudad pro%cc%81xima 800x800 tribuna file
Cyl dots mini

Universidad de Valladolid y Unión Arroyo, con el objetivo de salir del bache este sábado

Imagen de un partido entre el Uni y el Arroyo. SERGIO SANZ

El conjunto dirigido por Kike Molina disputará en Cuéllar un derbi (18:30), mientras que los de Félix Martínez vuelven a jugar en su pista contra O'Esteo (18:00 horas).

Dos derrotas para empezar 2018 han dejado al Universidad de Valladolid con la sensación de haber recibido carbón -del malo- por parte de los Reyes Magos. Por ello, buscará endulzarlo en Cuéllar, donde esté sábado (18:30 horas) disputa un nuevo derbi regional.

 

El FS Zamora -líder del grupo- y el O'Esteo amargaron el inicio de año a los de Kike Molina. Sus deseos navideños no se cumplieron y han encadenado esos dos partidos perdidos. El último, ante el equipo gallego, con un resultado doloroso tras una segunda mitad para olvidar.

 

Por ello, y tras recuperar a todos los efectivos disponibles, a excepción del lesionado Ofa, se desplazarán a la localidad segoviana los otros trece jugadores. El técnico anunciará los doce elegidos allí mismo y tendrá que tomar la dura decisión de dejar a uno fuera.

 

Como derbi, el encuentro se presenta un aroma especial; y más todavía para Taveras, que regresa a la que fue su casa, campo siempre difícil para los visitantes. "Es una pista muy complicada. No han perdido allí", apuntó Molina. Concretamente, los de los cuatro empates cosechados en los ocho duelos que disputó como local. El resto, todo victorias.

 

El técnico universitario es consciente de que el Cuéllar se crece cuando juega ante su público. "Nos van a jugar duro y fuerte. Tendremos que trabajar mucho para sacar algo positivo ante un equipo que querrá corresponder a su afición", explicó.

 

El Uni llega a la cita en cuarta posición con 25 puntos; es decir, diez menos que el líder, dos menos que el segundo (Tres Cuñados) y uno menos que el tercero (Guardo). Por su parte, el Cuéllar, entrenado por el vallisoletano Alberto Grande, cuenta con 19 unidades y se encuentra en el undécimo puesto. Por ello, una victoria de los locales apretaría todavía más esa zona de la clasificación en la que hay diez equipos en ocho puntos.

 

De esta manera, el conjunto vallisoletano tratará de dar un giro en esta jornada que le haga cambiar el rumbo tomado en las dos anteriores. Salir del bache es el objetivo principal de un equipo que ha demostrado que puede dar más.

 

OTRA VEZ EN CASA

 

El Unión Arroyo encajó una contundente derrota el pasado fin de semana en casa contra el Atlético Benavente (0-7). Un resultado que le mantiene en el farolillo rojo de la clasificación y que, salvo difíciles circunstancias, seguirá ocupando, como mínimo, hasta la próxima jornada. Este sábado (18:00 horas) tiene la casi obligación de vencer al O'Esteo, en un encuentro que acogerá de nuevo el Polideportivo Antonio Garnacho.

 

El conjunto gallego viene de golear al Universidad de Valladolid, por lo que los blanquillos deberán emplearse a fondo ante un equipo que, si cuenta con todos sus efectivos, dará problemas a cualquier rival. Pero la realidad es que lejos de su casa solo ha ganado un partido y ha perdido los otros seis, así que los de Félix Martínez tratarán de aprovechar esa circunstancia para sumar su tercera victoria del curso.