Cyl dots mini

Unión Arroyo y Universidad de Valladolid, a hacerse fuertes en casa y fuera

Jugadores del Uni y del Arroyo celebran un gol. SERGIO SANZ

Los de Félix Martínez reciben este sábado al Guardo (18:00 horas), mientras que un poco antes el equipo dirigido por Kike Molina visitará al Xove (16:15 horas).

El triunfo del Universidad de Valladolid en el pasado fin de semana frente al Santiago de Sama (7-4) le sirvió para recuperar sensaciones. Tenía el objetivo de cortar la mala racha y lo consiguió, por lo que ahora el nuevo reto es estirar el chicle y prolongar el número de victorias consecutivas. Para ello deberá vencer este sábado (16:15 horas) al Xove, en un encuentro que servirá para abrir la jornada 20 en el Grupo I de Segunda B.

 

Pese a los resultados negativos, el conjunto universitario continúa a tres puntos del tercer clasificado, puesto que marca la Copa del Rey. Así, con 29 puntos, espera alcanzar los 32 que tienen Guardo y Cidade de Narón -tercero y cuarto, respectivamente-.

 

Para este choque, Kike Molina no podrá contar con Ofa y Física, que siguen ocupando plaza en la enfermería. El resto de la plantilla se encuentra a su disposición, por lo que, si no surge ningún tipo de contratiempo, viajarán doce jugadores al municipio de Lugo.

 

“Es un viaje largo y un campo difícil, en el que perdió Zamora en la primera vuelta”, dijo el técnico universitario sobre el desplazamiento. Además, destacó los “problemas” que tuvieron en el partido de la primera vuelta para lograr la victoria (4-2). “Tiene buenos jugadores y chavales jóvenes. El acuerdo con Burela les beneficia”, expresó.

 

De esta manera, el Uni afronta el duelo con el objetivo de “encadenar un par de victorias seguidas”. “Nos hacen falta”, aseguró Molina. Por ello, tratarán de aprovechar la mala dinámica de su rival, que ha perdido sus últimos cuatro partidos. Solo seis puntos separan a ambos en la clasificación, por lo que una derrota de los vallisoletanos podría alejarles de la zona noble y estrechar la parte media de la tabla.

 

CONTRA EL TERCERO

 

El Unión Arroyo recibe también el sábado (18:00 horas) al Guardo, tercer clasificado. Los de Félix Martínez tienen pocas balas en la recámara y, a partir de ahora, sus disparos deberán ser certeros para tratar de abandonar el último puesto, lo que supondría la permanencia.

 

Por lo tanto, la salvación del conjunto blanquillo pasará, a priori, por los resultados obtenidos en casa, donde debe construir un fortín. En su último partido como local perdió contra el Cidade de Narón (3-8), por lo que tendrá que mejorar esa versión para intentar doblegar a un rival que, precisamente, llega a la jornada 20 con los mismos 32 puntos que dicho contrincante.

 

No pudo resarcirse en la pasada jornada de esa derrota, ya que volvió a caer. En esa ocasión fue en la visita al Leis Pontevedra (5-2). Las vidas por la permanencia se agotan y en los siete partidos que restan para la conclusión de la temporada deberá remontar los cinco puntos que en este momento le saca Ventorrillo, con 18.