Un niño de 11 años salva la vida a sus hermanos mellizos de dos durante un incendio
Cyl dots mini

Un niño de 11 años salva la vida a sus hermanos mellizos de dos durante un incendio

El bloque donde se ha producido el suceso

Dos personas, abuelos de los niños, resultaron heridas graves al prender una manta al contacto con un brasero en su vivienda de Leganés. 

Una mujer de 59 años y un varón de 76 han resultado heridos con quemaduras de carácter grave en un incendio registrado en un bloque de viviendas de Leganés, que ha dejado además otros cinco heridos de carácter moderado y 25 leves por inhalación de humo.

 

Mientras los bomberos rescataban a los dos heridos, un niño de 11 años se han encargado de evacuar de la vivienda a sus dos hermanos mellizos de dos años. 

 

Las llamas se han originado en el salón de una casa ubicada en el tercer piso del bloque de viviendas, de nueve alturas, cuando una manta ha prendido al contacto con un brasero. Según ha relatado Lorenzo Pérez, Jefe de guardia de los Bomberos de Leganés, al intentar sofocar el incendio de la manta, las llamas se han expandido por el resto de la casa.

 

En el momento de originarse el fuego, en la vivienda afectada se encontraba un matrimonio con tres de sus nietos. Los bomberos han tenido que rescatar a los dos adultos, mientras que el hermano mayor de 11 años ha logrado sacar del piso a los otros dos menores, mellizos de dos años.

 

Como consecuencia del incendio, el anciano, de 76 años, ha sufrido quemaduras graves y ha sido trasladado al Hospital de Getafe, mientras que su mujer, de 59 años, presentaba el mismo tipo de lesiones y ha sido llevada al Hospital 12 de Octubre.

 

Además, otras cinco personas han resultado heridas de carácter moderado y 25 más de carácter leve por inhalación de humo. En total, siete personas han precisado traslado hospitalario, según ha indicado un portavoz de Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

 

Al lugar han acudido efectivos de los Bomberos del Ayuntamiento de Leganés y de los Bomberos de la Comunidad de Madrid, que han tenido que rescatar por fachada a ocho vecinos.