Un exprofesor de un colegio de Medina del Campo recibe dos denuncias por presunto abuso sexual
Tribuna mini Saltar publicidad
2 file
Cyl dots mini

Un exprofesor de un colegio de Medina del Campo recibe dos denuncias por presunto abuso sexual

Colegio San Juan de la Cruz de Medina del Campo

El docente de 32 años, que pertenecía al colegio de los Carmelitas Descalzos de San Juan de la Cruz, ha recibido dos denuncias en menos de ocho meses.

El colegio de los Carmelitas Descalzos de San Juan de la Cruz de Medina del Campo (Valladolid) ha recibido en menos de ocho meses dos denuncias contra el profesor laico A. F. H., de 32 años y director también del coro del colegio, Escolanía Stella Maris, por abusar sexualmente de dos menores, uno a mediados de 2020 y otro entre 2014 y 2017, cuando era cuidador en el seminario del mismo centro.  

 

Según publicó hoy El País y recogió la Agencia Ical, las primeras acusaciones tuvieron lugar en julio del año pasado, cuando el centro decidió apartar al docente. En este caso, el primer menor manifestó que el profesor, su tutor e instructor en el coro, había abusado de él hasta en dos ocasiones durante el confinamiento. Los padres acudieron al centro y este comunicó el caso a la Fiscalía, por lo que el caso está en proceso de instrucción. Días más tarde, la policía detuvo al acusado y lo puso a disposición judicial, aunque tras tomarle declaración fue puesto en libertad.  

 

En febrero pasado, la policía descubrió un segundo caso tras arrestar a un joven, precisamente por vender joyas del acusado, que luego denunció haber sufrido abusos del mismo docente entre 2014 y 2017, cuando era alumno en el seminario del centro.  

 

La edición del diario expone que las agresiones sexuales que recoge la primera denuncia comenzaron en junio del año pasado en El Campillo donde residen los abuelos paternos del menor. El docente se desplazó hasta allí para darle un regalo de cumpleaños al pequeño, de 10 años, y presuntamente le convenció para que subiera a su coche. Dentro del vehículo, A. F. H. supuestamente abusó de él. El segundo episodio ocurrió el 22 de junio en la casa del acusado, durante un encuentro de fin de curso al que fueron varios alumnos con sus padres. El acusado presionó, según la versión de la víctima, para que fuera una hora antes. En ese lapso, el docente condujo al menor a una habitación y le agredió sexualmente.

 

Meses después de que esta primera familia denunciase a A. F. H., un antiguo alumno del centro fue detenido por la venta de unas joyas que pertenecían al acusado y que supuestamente le había robado. Durante el interrogatorio, el menor confesó que el docente le estaba chantajeando, con unas fotos que tenía de él desnudo, que en realidad le había dado las joyas para que las vendiese y que le estaba inculpando falsamente.  

 

En su declaración, al que ha tenido acceso El País, aseguraba que entre 2014 y 2017 A. F. M. le había violado cuando estaba interno en el seminario del colegio, cerrado en 2017 y también gestionado por los Padres Carmelitas Descalzos, donde el docente era el único cuidador.  

 

La versión de los hechos de la supuesta víctima apunta a que A. F. H. le invitaba a él y a otros internos a su domicilio los fines de semana, donde les ofrecía alcohol (limoncello y calimocho) y fumar en cachimba –relato que concuerda con las declaraciones que la Policía realizó también a otros exalumnos que, en alguna ocasión, acompañaron al denunciante a la casa del acusado-.

 

En uno de estos encuentros, cuando el menor estaba solo, A. F. H. le violó. Durante esos episodios y bajo los efectos del alcohol, siempre según su versión, también le realizó fotografías desnudo. Los abusos sexuales, según la denuncia, volvieron a repetirse con una periodicidad de dos veces al mes hasta junio de 2017. El denunciante también acusa al docente de haberle maltratado físicamente durante las violaciones.