Tres cooperantes vallisoletanos que iban a ayudar a saharauis, retenidos en un puerto de Argelia

Enrique López

Se trata del bombero de Valladolid, Enrique López, y otros dos voluntarios. En total son 22 personas las retenidas y que formaban parte de una caravana solidaria.

Tres vallisoletanos, entre ellos un bombero del Ayuntamiento de Valladolid, se encuentra retenidos en la aduana del puerto de Orán (Argelia) junto a los otros 19 integrantes de una caravana humanitaria con destino a los campamentos de refugiados de Argelia y la zona minada de Tirafiti, en el desierto del Sahara.

 

Se trata de Enrique López, de la ONG Acción Norte, quien ha relatado que llevan unas 54 horas retenidos en el puerto de Orán sin que se les haya explicado el motivo de esta retención ya que, tal y como él mismo ha contado, "todos los papeles están regla" y es la primera vez en once años que han tenido algún problema, ya que es una caravana que cuenta con la colaboración saharaui y argelina.

 

La caravana está formada, además, por otro bombero de Galicia y gente de Madrid y Barcelona, algunos de los cuales van a visitar a las familias que acogen en verano, a los que hay que sumar los cuatro integrantes de la delegación saharaui, en total, 22 personas.

 

El objetivo de esta caravana es llegar a los campamentos de refugiados para dejar material médico, material escolar, alimentos y material de los bomberos, como vehículos, ya que el objetivo de esta iniciativa solidariaes crear cinco parques de bomberos, uno por cada uno de los cinco asentamientos.

 

En el caso de Enrique López su misión es la de formar al personal para dotar al tercer parque de bomberos del personal cualificado, ya que el objetivo es poner en marcha cinco parques, uno por cada campamento, además de llegar, junto al personal médico, hasta la zona minada de Tirafiti.

 

López ha asegurado que no les saben explicar los motivos de esta retención "porque los papeles están en regla" además de que les han ido "dando largas", aunque el trato que están recibiendo es "agradable", pero los integrantes de la caravana tienen la sensación de que "es un método de presión por problemas políticos entre Sáhara o Argelia o algo similar, porque tanto los cónsules como los ministros están al corriente".

 

Enrique López ha asegurado que algunos de los integrantes de la caravana tienen su regreso a España el próximo viernes por lo que de seguir retenidos en Oran no podrán llegar hasta los campamentos.