Susto en el encierro de Alaejos: el toro embiste y levanta una valla de protección

El encierro de la noche entre el viernes 8 y el sábado 9 de septiembre en Alaejos dejó un susto aunque sin lamentar heridos.

 

El toro embistió y se llevó consigo una de las vallas metálicas de protección, donde se resguardaba la gente. Por fortuna no hubo heridos ya que el animal se enganchó con el parapeto y no arremetió contra las personas.

 

Los encierros son una de las tradiciones arraigadas en los pueblos de Valladolid. Y por ello hay que recordar que participar en ellos como corredores entraña riesgo por lo que es necesario usar buen calzado, no haber consumido alcohol ni otras drogas, y tener una preparación física adecuada.