Silvia Arderius guía al Aula Valladolid

Silvia Arderius arma el brazo frente a la defensa rival. A.MINGUEZA
Ver album

La central volvió a cuajar otro gran partido en ataque y fue la máxima goleadora del encuentro en la victoria ante Helvetia Alcobendas.


 

AULA VALLADOLID (14+19): Carmen Sanz, Silvia Arderius (14; 2p), Celia López (3), Cristina Cifuentes (4), Viloria, Amaia González de Garibay (6) y Nekane (3). También jugaron: Laura Muñiz (p.s.), Patricia Fernández (1), Teresa Álvarez (1), Vergara, Valeska Lovera e Isabel Calderón (1).


HELVETIA BM ALCOBENDAS (9+17): Ciobanu, Nuria Andreu (6), Renata Cruz (3), Gandulfo (2), M. Ausás, Francés (4) y Navás. También jugaron: S. Ausás, Cardador (1), Azurmendi (1), Boada, Alba García (9).


PARCIALES: 1-2, 4-2; 7-3; 9-4; 12-6; 14-9 -descanso-, 16-12, 20-15, 22-17, 24-20; 29-24; 32-26.
 

ÁRBITROS: Fernández Pérez y García Rodríguez. Excluyeron con dos minutos a las locales Cristina Cifuentes (2) y Nekane, y a las visitantes Nuria Andreu, Gandulfo, Cardador y Renata Cruz. Mostraron tarjeta amarilla a Miguel Ángel Peñas, entrenador local.

 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la Jornada 9 de la División de Honor Femenina. Alrededor de 500 espectadores presenciaron el encuentro en el Polideportivo Huerta del Rey.

El Aula Valadolid logró una nueva victoria para sacarse la espina de la jornada pasada, en la que solo pudo llevarse un punto de la cancha del Base Villaverde. Silvia Arderius volvió a coger el timón y acabó el encuentro con 14 goles en su cuenta particular, que aportaron para que las locales vencieran por 33-26.

 

Comenzó con muchas dudas el Aula en los primeros minutos. Pese a que inauguró el marcador, las visitantes voltearon el resultado aprovechando los desbarajustes en defensa que dejaron paso a un carril centra. Por ahí entró una Nuria Andreu para poner en apuros a las de Miguel Ángel Peñas.

 

Pero cuando las locales despertaron se pusieron por delante y no les sacaron de ahí. Un gran Silvia Arderius comandó el ataque que no supo frenar el Alcobendas. Además, el Aula apretó en defensa y estuvo más de cinco minutos sin encajar. Ambos hechos permitieron que se marchase en el marcador poco a poco, hasta lograr la máxima renta de seis goles (12-6).

 

Las paradas de Carmen Sanz también fueron muy importantes en ese distanciamiento y el público celebró cada intervención como si fuera un gol. Pero este tema lo llevaron entre la antes mencionada Arderius y una Amaia González de Garibay que, aunque tardó en carburar, apareció para aportar su granito de arena.

 

El resultado al descanso era de 14-9. La renta pudo ser mayor, pero las de Peñas fallaron varios lanzamientos claros. Ahí se desesperó Cristina Cifuentes, quien no pudo mejorar sus números.

 

Alba García cogió los galones en el inicio de la segunda mitad y el Alcobendas empezó a recortar distancias. La pivote se convirtió en una pesadilla para la defensa vallisoletana, que aprovechó su envergadura para ganar casi todas las acciones. Aunque Arderius siguió a lo suyo. Pese al marcaje individual, la central encontró los huecos que nadie más vio para ampliar su cuenta particular.

 

Tanto Arderius, como Alba García, se batieron en un duelo de goleadoras que hizo más entretenido el partido, pero desesperó a los técnicos en sus respectivas defensas. Incluso, Cifuentes se quitó la presión de los fallos anteriores y aportó oxígeno a las de Peñas, que llegaron a ver reducida su diferencia a tan solo tres.

 

Las vallisoletanas volvieron a apretar los dientes para encarrilar una victoria merecida por la superioridad y el acierto en ataque; sobre todo de Silvia Arderius, que concluyó el choque siendo la máxima goleadora. Finalmente, el electrónico reflejó la mayor diferencia, de 7 tantos, 33-26.