Silván y Mañueco apuran la carrera por engrosar la cifra de militantes que votarán

Silván, en la rueda de prensa en León (Foto: Europa Press)

El comité organizador amplía el plazo para justificar el pago de cuotas, y obliga a que miembros de NNGG en León, Palencia y Segovia abonen una anualidad. Ambas candidaturas se mueven para conseguir un censo que rondará los 10.000 inscritos.

Algo más de 24 horas les quedan a los afiliados del PP en Castilla y León para pagar las cuotas que deben y participar en el proceso de elección del nuevo presidente autonómico del partido, que se ha visto envuelto en cierta polémica precisamente por las condiciones para obtener el derecho a votar el viernes. Desde el comité organizador del Congreso, que se ocupa también de la votación previa de precandidatos, restan importancia al asunto, pero admiten el enfado de unos y otros por los cambios en las normas.

 

Tras una reunión este lunes, se ha decidido ampliar el plazo para que los afiliados puedan demostrar que están al corriente de pago. Este día 15 de marzo expiraba el tiempo para hacer la inscripción previa obligatoria para pagar, que incluye la obligación de ponerse al día con las cuotas. Sin embargo, el comité organizador ha tenido que atajar un problema inesperado. Los afiliados de NNGG de Palencia, León y Segovia estaban exonerados por las direcciones provinciales del pago de cuota, algo que va contra los estatutos. Sobre el papel, no hubieran podido participar y su presencia en las listas de inscritos hubiera sido un problema.

 

 

CUOTAS DIFERENTES: DE 18 A 45 EUROS

 

Así que se ha habilitado un sistema para resolverlo. Pagarán el equivalente a la cuota de un año; en concreto, abonarán 15 euros en León, 18 en Segovia y 10 en Palencia. En otras provincias, los jóvenes del PP suele ser el 50% de la cuota estándar y lo fijado para estas provincias es la mitad de la cuota convencional. Eso sí, solo pagan una anualidad, no las cinco que están pendientes en muchos casos, desde 2013.

 

Esto ha provocado quejas por las dos partes, la organización de cada candidato, pero según explica Raúl De la Hoz, se ha optado por una solución para adecuarse a lo que exigen los estatutos. Y el hecho de que se pague menos por ponerse 'al día' y participar no debe ser motivo de suspicacia: cada provincia fija su propia cuota y es bastante dispar, desde los sólo 18 euros de Salamanca a los 45 anuales de Burgos. Nadie se ha quejado hasta ahora.

 

 

AMPLIACIÓN DE PLAZO

 

Resuelto el cuánto, el comité organizador ha decidido marcar también el cuándo. Sobre el papel, la fecha límite para inscribirse es este día 15 de marzo a las 20.00 horas. Pero hay 48 horas para demostrar que se ha pagado la cuota y completar el proceso de regularización; eso sí, como máximo se va a estirar hasta el jueves a las 15.00 horas. Más tarde es imposible porque hay que tener listos los censos para el viernes.

 

Desde la organización, se considera que la cifra final estará más cerca de los 10.000 que de los 25.000 inscritos para votar, los que finalmente podrán decidir el nuevo presidente del PP. Y entienden que habrá pocos cambios con respecto al censo actual: a día de hoy están al corriente de pago algo más de 9.000 afiliados, así que no va a variar mucho. "Es un proceso de poca gente", considera Raúl De la Hoz sobre la regularización.

 

Las votaciones son el día 17 de marzo por la tarde en las sedes, de 17.00 a 20.00 horas. Para entonces, cada sede tiene que tener los censos cerrados, comprobados y certificado que todo aquel que vota ha cumplido también con su obligación económica. En cuanto a los resultados, se facilitarán a lo largo del viernes o más allá, pero en la misma jornada electoral.