Sí Se Puede Valladolid se suma a la petición de dimisión del subdelegado del Gobierno por las concentraciones

El grupo municipal Sí se Puede Valladolid se ha sumado a las peticiones de dimisión del subdelegado del Gobierno en Valladolid, Luis Antonio Gómez, tras los hechos acontecidos esta mañana en la Plaza Mayor, donde una concentración en favor de la unidad de España
secundada ha increpado e insultado a miembros de la corporación Municipal y del Colectivo Indignado que tomaban parte en una acción a favor de la llegada de refugiados.

 

De este modo, Sí se Puede Valladolid se suma a las peticiones de dimisión de Gómez Iglesias como responsable de la Subdelegación de Gobierno, instancia que ha permitido la celebración de ambas concentraciones en el mismo espacio, lo que se ha traducido en gritos e insultos hacia los participantes en la convocatoria del Colectivo Indignado, que han tenido que permanecer acordonados y separados del resto de manifestantes.

 

"Este Grupo Municipal considera inadmisible que la Subdelegación del Gobierno no previera las consecuencias de celebrar ambas concentraciones en el mismo espacio y que se haya tenido que optar por establecer un cordón policial para evitar que los abucheos e insultos llegaran a más, aunque no han podido frenar el lanzamiento de tomates", han destacado en un comunicado recogido por Europa Press.

 

En los próximos días, Sí se Puede Valladolid estudiará el mejor cauce para presentar la solicitud de dimisión, más que justificada por la falta de previsión ante la celebración de dos acciones de tan distinta naturaleza que, a todas luces, iba a obligar a realizar un despliegue que evitara lo que aun así no se ha podido frenar esta mañana.