San Isidro bendice campos de la provincia de Valladolid, asolados por la sequía

Celebración de San Isidro en Medina de Rioseco.

El secretario general de Agricultura, Eduardo Cabanillas,dice que las dos zonas más afectadas por la sequía son la Norte y la Sur en Valladolid. La Junta y el Ministerio ya trabajan en ayudas para los agricultores.

15 de mayo, festividad de San Isidro. En la mayoría de los municipios de la provincia de Valladolid, también en la capital, se festeja al patrón de los labradores y se procede a la bendición de los campos que este año están asolados por la sequía. “Esto no lo arregla ni San Isidro”, se quejaba un agricultor durante una de las celebraciones.

 

En Medina de Rioseco, capital de Tierra de Campos, una de las comarcas más afectadas por las condiciones meteorológicas, la Junta Agropecuaria Local celebra a su patrón. Junto a labradores y familiares, este año ha querido estar presente en la festividad de San Isidro Labrador el secretario general de la Consejería de Agricultura de la Junta de castilla y León, Eduardo Cabanillas. En declaraciones a este periódico, Cabanillas dice que la fiesta de San isidro es un “momento de encuentro de agricultores con su patrón y con sus tradiciones”.

 

El secretario general de Agricultura asegura que “la cosecha se presenta francamente muy mala” y ha recordado que se trata de ciclos, como en los años 1992 y 2005, entre otros. “Lo que hacemos cuando existe un año de sequía es colaborar conjuntamente con el Estado y ofrecer al sector un paquete de medidas que sean coherentes y que cumplan expectativas desde el punto de vista fiscal, para liquidez, y apoyar estas iniciativas. El sector agrario necesita un reconocimiento o un apoyo y es en lo que trabajamos”, ha explicado Cabanillas, quien asegura que existe un seguimiento semanal en la evolución de la cosecha.

 

A nivel provincial, el secretario de Agricultura dice que las dos zonas más afectadas son la Norte (tierra de Campos) y la zona Sur, con una "incidencia de más de un 50 por ciento en las cosecha”. “La cosecha ya venía muy adelantada y ha faltado agua desde el principio, además las temperaturas eran muy altas. El agua que ha caído últimamente no es solución y se ha complicado con otros temas de helada. Las expectativas, por tanto, no son nada buenas”, ha concluido.

 

En Medina de Rioseco también ha estado presente el presidente de Asaja Valladolid, Moncho Alonso, natural de este municipio.