Romain Grosjean sufre un espectacular accidente en Baréin
Cyl dots mini

Romain Grosjean sufre un espectacular accidente en Baréin

El piloto francés está fuera de peligro después de que su monoplaza se estrellase contra los guardarraíles, se partiese en dos y quedase envuelto en llamas.

El piloto francés Romain Grosjean (Haas) se encuentra "bien" y fuera de peligro tras sufrir un gravísimo accidente al inicio del Gran Premio de Baréin, penúltima cita del Mundial de Fórmula 1, en el que su monoplaza se estrelló contra los guardarraíles, se partió en dos y quedó envuelto en llamas.

 

El trazado de Sakhir contuvo la respiración en el, quizás, accidente más grave de los últimos años en el 'Gran Circo', que milagrosamente se saldó sin desgracias. En la primera vuelta de carrera, el coche del piloto galo se tocó con el del ruso Daniil Kvyat (AlphaTauri) y se desvió de su trayectoria para irse directo a gran velocidad al guardarraíl.

 

 

En el impacto, el monoplaza quedó partido en dos mientras las ruedas saltaban por los aires, y una explosión alarmaba a todos en el circuito bareiní. Los larguísimos minutos de incertidumbre terminaron cuando las imágenes de televisión mostraban a Grosjean sano y salvo, y el silencio contenido se rompió con los aplausos de todos los presentes en boxes.

 

Grosjean consiguió salir entre las llamas después de 27 segundos gracias a un espacio vital entre el guardarraíl y el coche. "Esto fue espantoso. Romain está fuera del monoplaza y está bien", confirmó Haas. Así, el francés, visiblemente "aturdido", fue trasladado en helicóptero al hospital para someterse a algunas pruebas, aunque aparentemente solo sufre "quemadoras en manos y tobillos".

 

Así fue la secuencia del brutal accidente del francés: