Rocío Mozo pregón la Semana Santa de Medina "que es un compromiso para seguir una forma de vida"

"La Semana Santa no solo es un museo en las calles de los pueblos y ciudades. No es una sucesión de cofrades caminando en silencio, también es un compromiso a seguir un ejemplo de vida”, dijo la diseñadora medinense.

La Semana Santa de Medina del Campo, Fiesta de Interés Turístico Internacional, ha comenzado. Aunque no será hasta el próximo Viernes cuando los primeros pasos salgan a la calle, este martes la conocida diseñadora Rocío Mozo pregón la Pasión de Medina, en una abarrotada Colegiata de San Antolín, donde no faltaron autoridades como al alcaldesa de la villa, Teresa López, o el presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero.

 

Mozo se sirvió del vía Crucis para hacer una llamada a la “reflexión” y es que según la diseñadora medinense “La Semana Santa no solo es un museo en las calles de los pueblos y ciudades. No es una sucesión de cofrades caminando en silencio, también es un compromiso a seguir un ejemplo de vida”. La pregonera recordó las Semanas Santas vividas en su infancia en Medina, con emotivas palabras para su Cofradía, Nuestra Señora de las Angustias.

 

“Corazones encogidos y orgullo de ser cristiano y cofrade. Siglos de tradición y penitencia, que marcan el paso a ritmo de tambores”, dijo Rocío Mozo, cuando se refirió a los protagonista de la Semana Santa de Medina: “sus cofrades”. Hubo tiempo para repasar las cofradías, sus tallas y procesiones; además de la evolución sufrida en los últimos años donde se han recuperado “tradiciones”.

 

“Lo volveremos a ver en las calles de Medina, como lo hacemos desde hace 500 años, con la esperanza de aprender de nuestros errores, de no olvidar lo excepcional y con el compromiso de transmitir el legado dos mil años más”, concluyó la pregonera.