“Responsabilidad y resignación” en los confinamientos de Medina del Campo y Carpio

Los vecinos de ambas localidades deberán cumplir unas medidas restrictivas para combatir la pandemia hasta el próximo 13 de octubre.

Los vecinos de Medina del Campo y del Carpio asumen con “responsabilidad” y “resignación” las medidas de prevención sanitaria para la contención de coronavirus que entraron en vigor este miércoles y que se desarrollarán hasta el próximo 13 de octubre. Desde Sanidad se busca aplacar el número de contagios que presentan ambos municipios.

 

Entre las principales normas se encuentra la restricción de la libre entrada y salida de personas, salvo aquellos desplazamientos que, adecuadamente justificados, se produzcan por alguno de los siguientes motivos: asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios; asistencia a la actividad lectiva presencial de los centros docentes que imparten las enseñanzas del artículo 3 de la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación; cumplimiento de obligaciones laborales, profesionales o empresariales; retorno al lugar de residencia habitual; asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables; por causa de fuerza mayor o situación de necesidad; y por cualquier otra actividad de análoga naturaleza.

 

Aunque se permite la circulación de las personas residentes, se desaconsejan los desplazamientos y se exhorta a realizar solo actividades imprescindibles. Se suspenden las visitas en los centros residenciales de personas mayores y la participación en reuniones de carácter privadas se limitan a un máximo de diez personas.

 

En locales de hostelería el consumo no podrá ser en barra y la distancia entre mesas deberá ser de metro y medio con un máximo de seis personas por mesa.

Noticias relacionadas

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: