Renedo dará visibilidad a "pequeños grandes héroes" en la II concentración motorista 'Los Ranedos'

La segunda edición de la concentración motorista 'Los Ranedos', que se desarrolla del 5 al 7 de octubre en Renedo de Esgueva (Valladolid), dará visibilidad a "pequeños grandes héroes", niños que sufren enfermedades graves y sus familias, con el fin de ayudar y animar a otras que puedan estar en las mismas circunstancias.

 

Éste es el principal objetivo de esta edición de la concentración, que en sus dos ediciones ha perseguido dar a conocer dificultades de algunas personas y sus formas de superarlas para animar a otras y que sirvan de ejemplo a la hora de afrontar estos problemas.

 

La concentración, que organiza por segundo año la peña motera Bodega Paco, es una cita motorista que contará con los atractivos de otras citas de dos ruedas como un música, una ruta, una comida de hermandad y un desfile de antorchas LED, entre otras.

 

Sin embargo, cuenta con la característica de que cada año trata de dar visibilidad a alguien con algunos problemas o circunstancias que tiene que superar con el único afán de animar a otros a que puedan superarlo con su ejemplo o con su ayuda, entre los que comparten una situación, según ha explicado a Europa Press el presidente de la Peña Motera, Miguel Trejo.

 

Así, si en su primera edición bajo el lema 'Si quieres, puedes' se contó la experiencia de Diego Molpeceres, primera persona con hemiplejia de España con carné de moto y conductor habitual, este año se pretende dar visibilidad a dos familias con hijos con algún tipo de enfermedad y dar a conocer la alegría de estos niños y la fuerza con la que luchan contra ellas, además de las dificultades que se presentan para contribuir a que otras puedan superarlas.

 

Para ello, pondrán como ejemplo a Paula, de 12 años, que sufre miocarditis, lleva implantado un desfibrilador y está pendiente de un trasplante de corazón, y a Kike, de 16 años, a quien con doce años le diagnosticaron un tumor cerebral y metástasis en la columna y que se ha sometido a varias operaciones.

 

El ánimo y la sonrisa con la que afrontan estas situaciones estos pequeños, su adaptación para continuar con los estudios después de mucho tiempo en hospitales y las circunstancias que les rodean son las cosas que se pretenden poner de manifiesto en la concentración para animar a los demás.

 

FERIA SOLIDARIA

 

Como homenaje y regalo para estos pequeños se ha organizado una especie de feria en la que habrá diversos juego y pruebas o desafíos en los que se podrá participar con unos tiques que se darán junto con la inscripción y que se podrán adquirir allí y con los que se podrán ganar numerosos regalos, muchos de ellos donados por los patrocinadores.

 

Todo lo recaudado se donará a las familias para que puedan disfrutar de algún momento especial, un regalo o como lo "consideren oportuno" sus familias, ya que a veces tienen que aprovechar cuando están bien para hacer cosas, ha señalado Trejo.

 

El presidente de la Peña motera ha destacado que el Ayuntamiento de Renedo se ha "volcado" y este año casi no ha hecho falta ir a buscar patrocinadores, sino que la mayoría han acudido a ellos en esta segunda edición, a la que se prevé que asistan unos 500 motoristas y superar los 400 asistentes de 2017.

 

La cita cuenta con el respaldo de la Asociación de Motoclubes de Valladolid, de la que forman parte.

 

La concentración arrancará a partir de las 18.00 horas del viernes, jornada en la que se recibirá a participantes, se abrirá la zona de acampada y las instalaciones, se leerá un manifiesto y se celebrará un desfile de antorchas LED en homenaje a los motoristas fallecidos, tras lo que habrá una disco movida.

 

El sábado se realizará una ruta motera, una comida de hermandad y, a partir de las 16.00 horas, el acto de concienciación y motivación 'Grandes héroes en pequeño', que tendrá como protagonistas a Paula y Kike. A continuación se celebrarán varias actividades, entre ellas la feria solidaria, para terminar con una cena y espectáculos musicales.

 

El domingo día 7, tras el desayuno motero, se desarrollará una ruta con motos clásicas, un concierto, un vermú motero, entrega de premios y sorteo de regales tras lo que se clausurará el encuentro.