Puente pide "respeto" después de que Soraya Rodríguez abandonara la sede del partido tras una discusión

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha reclamado "respeto" en el debate que se produce dentro del Partido Socialista después de que la diputada y presidente del PSOE de Castilla y León, Soraya Rodríguez, abandonara ayer una reunión del partido al ser llamada "traidora".


 

En un vídeo grabado por una persona durante la reunión celebrada en la tarde de este lunes en la sede del PSOE de Valladolid y hecho público por el medio digital ÚltimoCero, se observa cómo la diputada por Valladolid, en pie y mientras se pone el abrigo, reclama visiblemente irritada "respeto" a varios militantes, mientras otros tratan de evitar que se vaya.

 

Según la información, recogida por Europa Press, la presidenta regional del PSOE ha sido acusada de "traición" por un militante tras defender la labor de la Gestora, se ha levantado del asiento que ocupaba en la segunda fila y ha comenzado a abandonar la sala al tiempo que preguntaba al afiliado "si en su acusación también incluía a Patxi López".

 

Al ser preguntado por los medios de comunicación sobre esta discusión, Puente ha reconocido que no estuvo presente en la reunión, por lo que desconoce los términos en que sucedió pero ha incidido en que "lo mínimo exigible" es que el debate dentro del partido se produzca "en términos de respeto" y "sosiego".

 

De hecho, ha reclamado ese respeto para "todas las posiciones y opiniones", ya que considera que todas son "legítimas" y que sin ello será "difícil" reconstruir el partido.

Noticias relacionadas