Puente avisa de que utilizará su "altavoz" y será "beligerante" si la Junta no atiende las peticiones de Valladolid

E.P.

Espera que haya reuniones para abordar el apoyo autonómico a las obras en colegios, las escuelas infantiles, políticas sociales o Seminci.

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha avisado de que será "beligerante" y utilizará el "altavoz" que tiene si la Junta de Castilla y León no atiende las peticiones de la ciudad y no se la trata como se debe hacer.

 

Puente, tras la visita a las obra de remodelación de varias calles de Covaresa, se ha referido así a la relación con la Junta de Castilla y León y también con su vicepresidente, Francisco Igea, con el que ha tenido algún encontronazo en Twitter.

 

El alcalde de la ciudad, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha distinguido dos planos, uno el político, en el que ha asegurado que suele actuar con "bastante libertad" y dice lo que piensa, y otro institucional, en el que espera que haya "colaboración".

 

Óscar Puente, quien ha aclarado que utilizará el plano político para decir aquello que le parezca mal, ha recordado que en su momento puso el "foco" sobre el "pisito" -el apartamento del presidente de las Cortes, Luis Fuentes- y cree que les "estorba" que el alcalde alce la voz.

 

Por ello, ha avisado de que si no quieren que lo haga "se sienten a hablar", convoquen reuniones y traten a la ciudad de Valladolid "como deben hacerlo" porque de lo contrario estará "enfrente".

 

Dicho esto, Puente ha aclarado que no pretende ser la oposición del PP en Castilla y León, sino alcalde y defender los intereses de la ciudad, pero tiene un "altavoz" que va a utilizar si no se atienden peticiones.

 

CUESTIONES PENDIENTES

 

En esta línea, ha explicado que hay "muchos asuntos pendientes" que requieren hablar con la Junta, concretamente en el área cultural un apoyo "mucho más decidido" a la Semana Internacional de Cine (Seminci), para lo que espera que el consejero, que llega con "nuevas" ideas, lo tenga claro.

 

Asimismo, ha apuntado que necesitan apoyo para las obras en los colegios, tema en torno al cual espera una reunión, ya que aunque la relación entre la consejera de Educación, Rocío Lucas, y la concejal responsable del ramo Victoria Soto ha sido "buena" siempre, hay que "sentarse a hablar".

 

Puente ha explicado que hay muchos colegios que requieren obras y casi todas las lleva a cabo en solitario el Ayuntamiento, por lo que necesitan un mayor apoyo de la Junta, también en educación infantil, en el que ya se produjo algún avance con el actual concejal del PP en el Consistorio y anterior vicepresidente y consejero de la Presidencia, José Antonio De Santiago-Juárez, con "cosas positivas", por lo que espera ver si se puede seguir en esa línea y que el Ejecutivo autonómico preste su apoyo.

 

Además, ha pedido un "claro" compromiso de financiación en la política social del Ayuntamiento, en el que la propia ley exige a la Junta que aporte el 90 por ciento y sólo llega hasta un 60.

 

"Todas esas cosas tienen que ser abordadas", ha agregado el alcalde, quien ha apuntado que si la respuesta es una actitud de colaboración no quiere el conflicto, pero si no lo es ha insistido en que será "beligerante" para defender los intereses de la ciudad.

Noticias relacionadas