Primer test favorable: El BSR Valladolid se lleva el Trofeo Ciudad de Ávila

1º Cuarto: 13-5 / 2º Cuarto: 14-9 / 3º Cuarto: 18-15 / 4º Cuarto: 12-15

 

Fundación Grupo Norte – Ent. José Antonio de Castro

Robles (4), Soria (8), Prieto (17), Isa López (2), Alonso (2)  –cinco inicial- Juan Luis Pérez (0), Álvaro López (2), Adrián Pérez (16), Domínguez (2), Ruggeri (6).

 

Fundación Vital Zuzenak – Ent. Sergio Moreno

Igarki (10), Alejandro García (9), Leep (12), Martín Pérez (0), David Ramos (2) –cinco inicial- Gonzalo Miguel (0), Agurtzane (1), Ion (2), Adrián García (10).

 

POLIDEPORTIVO: Polideportivo Carlos Sastre (Ávila).

 

EXPULSADO: No hubo eliminados.

 

ÁRBITROS: De la Fuente y Labajo.

 

INCIDENCIAS: partido correspondiente al II Trofeo Ciudad de Ávila

El Fundación Grupo Norte se ha adjudicado el II Trofeo Ciudad de Ávila tras imponerse, con solvencia, al Zuzenak de Vitoria, que aunque apretó en los últimos compases del partido, no pudo ante el poderío en el juego interior de los vallisoletanos, en el que han dado un salto de calidad importante este año, tras el regreso de Adrián Pérez al equipo, y ante la veteranía de jugadores como Robles Prieto, Soria o Juanjo Alonso.

 

Se trataba del primer test del conjunto dirigido por José Antonio de Castro, y se notó. La falta de rodaje -llevan cuatro entrenamientos y, en el caso de Adrián Perez y Maxi Ruggeri, solo uno- se hizo evidente, pero eso no impidió que tomaran las riendas en el marcador desde el primer minuto, puesto que se conocen todos bien y eso ayuda a que el acoplamiento sea más rápido.

 

La mejoría en el juego interior se tradujo en un claro dominio del Fundación Grupo Norte, en el que aun no ha comenzado a rodar el australiano Brett Stibners, no solo en el plano defensivo, donde se seguirá incidiendo para que se mantenga como una de sus principales armas, sino también en el capítulo anotador, con los lógicos errores y fallos típicos de pretemporada.

 

El análisis no puede ser demasiado exhaustivo, puesto que ha sido una primera prueba, con escasos días de trabajo, y aun con ausencias, pero el partido ha servido para abrir boca y para iniciar la preparación competitiva, es decir, para ir cogiendo ritmo de juego, de cara a llegar en las mejores condiciones posibles al inicio liguero.