Presentada la iniciativa “Un gol por la inclusión” en Valladolid

Presentación del programa 'Un gol por la inclusión', este lunes en el Ayuntamiento de Valladolid.

Pretende la integración social de personas en grave riesgo de exclusión social a través de actividades de carácter deportivo y recreativo.


 

 

El Salón de Recepciones de la Casa Consistorial de Valladolid ha acogido este lunes la presentación de “Un gol por la inclusión”, un programa de integración social a través del deporte, promovido por la Fundación Red Íncola y que cuenta con la colaboración de la Fundación Municipal de Deportes del Ayuntamiento.

 

El acto ha contado con la asistencia del edil de Participación Ciudadana, Juventud y Deportes, Alberto Bustos, y de Irene Sánchez y Silvia Arribas, representantes –respectivamente- de la Asociación Comisión Católica Española de Migración (ACCEM) y de la Red Íncola.

 

El programa parte del convencimiento de que la educación física es una herramienta para el desarrollo personal y social de las personas, que es uno de los instrumentos para romper el círculo de exclusión social y promocionar hábitos saludables. En este sentido proporcionan una gran rentabilidad social “mens Sana in corpore sano”.

 

La población beneficiaria son personas jóvenes y adultas en riesgo exclusión social extrema: jóvenes que por su situación personal tienen graves problemas de autoestima, personas sin hogar, personas procedentes de otros países con graves problemas de integración socio-laboral, para quienes las bondades del ejercicio físico son tan evidente como indiscutible, y que se hacen particularmente complejas cuando se trata de llevarlas a cabo con personas en exclusión social para quienes la actividad deportiva es un 'entretenimiento de elites'.

 

El objetivo final del proyecto es conseguir a través de la práctica de la actividad física, el deporte y la actividad recreativa convocar una programación de actividades que facilite a los participantes elementos sólidos para  la integración, y el desarrollo personal y social.

 

Para llevarlo a cabo, habrá un coordinador técnico del programa, que realizará tareas de mediación, asesoramiento o interlocución y diseñará los programas, contando igualmente con un coordinador por cada actividad con captación y compromiso acreditado; así como dos voluntarios por cada una de las actividades que velarán porque la participación, diversión, juego e integración sean los principales objetivos.

 

Noticias relacionadas