Piden seis años de cárcel para un joven que apuñaló a otro en una discusión en el bar 'Hache'

Imagen de la Fiscalía. EUROPA PRESS - Archivo

Está acusado de delitos de tentativa de homicidio, lesiones y atentado a la autoridad

Fiscalía de Valladolid pide un total de seis años de prisión para un joven de 25 años, J.H.M.D, por tentativa de homicidio sobre otro al que, presuntamente, apuñaló en noviembre de 2017 durante una pelea registrada en el bar 'Hache', hechos que serán objeto de juicio en la Audiencia Provincial a partir del próximo día 2 de marzo.

 

En su escrito de calificación provisional, la acusación pública imputa al citado joven, además del homicidio en grado de tentativa, otro delito leves de lesiones y un delito de atentado, con peticiones de cuatro años y medio de cárcel por el primero, multa de 720 euros por el segundo y otro año y medio de privación de libertad por el tercero, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

 

Asimismo, en concepto de responsabilidad civil, el fiscal solicita al acusado una indemnización de 18.30 euros en favor de la víctima, W.D.S.O, y de otros 2.708 euros para sufragar los gastos de su asistencia en el Sacyl.

 

El incidente se registró el 23 de noviembre de 2017 en el bar 'Hache', en la calle Antonio de Padua de Valladolid, donde, por causas no especificadas, el acusado y la víctima mantuvieron una discusión en cuyo transcurso el primero de ellos, presuntamente, clavó al segundo en su costado izquierdo una navaja tipo mariposa, de 10 centímetros de hoja, que le causó una herida que no llegó a perforar vísceras.

 

Además de dicha lesión por arma blanca, el joven está también acusado de haber propinado a su víctima un puñetazo en la mandíbula que le ocasionó lesiones leves, así como de un delito de atentado a agentes de la Policía Local que acudieron a la sala tras la pelea y con quienes, presuntamente, se encaró e hizo caso omiso a las indicaciones para que se entregara.

 

De hecho, la acusación pública sostiene que empujó a uno de los funcionarios y se dirigió a él en tono desafiante: "¡Tú quién eres, déjame en paz!", antes de salir corriendo, concluye la acusación pública.

Noticias relacionadas