Palencia y Valladolid serán las provincias menos dinámicas en 2021 y Soria y Zamora, las que más crecerán
Tribuna mini Saltar publicidad
800x800 file
Cyl dots mini
Poste izquierdo file

Palencia y Valladolid serán las provincias menos dinámicas en 2021 y Soria y Zamora, las que más crecerán

Trabajadores en una obra en Valladolid. J. POSTIGO

Unicaja Banco estima que las provincias de Castilla y León crecerán entre un 4,5% y un 6,2% en un escenario base y entre un 3,1% y un 4,6% si la evolución es menos favorable

Un estudio elaborado para Unicaja Banco estima que las provincias de Castilla y León crecerán entre un 4,5 y un 6,2 por ciento en un escenario base y entre un 3,1 y un 4,6 por ciento si la evolución es “menos favorable”. En cualquier caso, Palencia y Valladolid serán las menos dinámicas, y Soria y Zamora las que más crecerán. La entidad publicó hoy el número 6 de su informe trimestral ‘Situación económica y perspectivas de las provincias de Castilla y León’, elaborado por Analistas Económicos de Andalucía y recogido por Ical.

 

El crecimiento provincial se situaría en el escenario base entre el 4,5 por ciento, de la provincia de Palencia, y el 6,2 por ciento de Soria y Zamora, siendo también superior al promedio regional (5,4 por ciento) en León (5,9 por ciento), Ávila (5,7 por ciento) y Burgos (5,5 por ciento), si bien “estas tasas no son estrictamente comparables”. Asimismo, se prevé un avance del 5,4 por ciento en Salamanca; del 5,3 por ciento en Segovia; y del cinco por ciento en Valladolid.

 

Por lo que se refiere al escenario menos favorable, el crecimiento se situaría entre el 3,1 por ciento, de la provincia de Palencia, y el 4,6 por ciento, de la de Zamora. La entidad prevé crecimientos del 4,5 por ciento en Soria; del 4,2 por ciento en Ávila y León, en ambos casos; del 3,9 por ciento en Burgos; del 3,7 por ciento en Salamanca; del 3,5 por ciento en Segovia; y del 3,3 por ciento en Valladolid.

 

Estas perspectivas económicas siguen sujetas a “un elevado grado de incertidumbre”, indica el texto recogido por Ical. Además de la evolución de la situación sanitaria, persisten otros elementos de riesgo relacionados con el ritmo y el alcance de la recuperación del consumo de los hogares, la reactivación del flujo de turistas extranjeros o la ejecución y el impacto sobre la actividad de los proyectos de los fondos Nueva Generación de la UE.

 

Primer trimestre

 

Analistas Económicos de Andalucía estima que la actividad económica habría registrado un descenso generalizado en las provincias de Castilla y León en el primer trimestre. El retroceso de la actividad habría sido superior al promedio regional (menos 1,1 por ciento) en las provincias de Palencia (menos 1,8 por ciento), Burgos y Valladolid (menos 1,5 por ciento) y Ávila (menos 1,3 por ciento), mientras que en el resto el descenso es inferior al uno por ciento.

 

En términos interanuales, la población ocupada disminuyó en 29.200 personas en Castilla y León, lo que supone un descenso del tres por ciento (menos 2,4 por ciento en España). Por provincias, solo en Palencia creció el empleo (0,5 por ciento), registrándose los mayores descensos en términos absolutos en Valladolid (11.500 ocupados menos), Salamanca (menos 4.900) y León (menos 4.500).

 

Respecto a los datos de afiliación a la Seguridad Social, el número de trabajadores en Castilla y León se situó en mayo en 910.989 personas, aumentando en 7.536 afiliados con respecto al mes anterior (0,8 por ciento). Por provincias, el crecimiento con respecto al mes anterior fue generalizado. Con relación al mismo mes del ejercicio anterior (ya afectado por la pandemia), se registró para el conjunto de la región un crecimiento del tres por ciento (3,8 por ciento en España), aumentando la afiliación en todas las provincias, con incrementos superiores a la media regional en Zamora, Soria, Segovia y León.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario:

Poste derecho file