No, no hay nuevos radares en Valladolid; se trata de un cambio de controladores peatonales

Imagen de uno de los contadores de peatones y bicicletas. JUAN POSTIGO

Simplemente se están cambiando de lugar los aparatos, que cuentan bicicletas y peatones, una práctica “habitual” por cuestiones de control de movilidad en la ciudad

Así son estas situaciones. Uno pase tranquilamente por la calle cuando de repente… ¿Qué es eso que se encuentra sobre el semáforo? ¿Es un nuevo radar para sancionar a conductores? Más de uno se lo preguntaba estos días por las calles de Valladolid al apreciar nuevos elementos ‘aparatosos’ sobre algunos postes de la ciudad. Uno de ellos, por ejemplo, en la calle Cardenal Mendoza en su cruce con la calle Velardes, pasado el Colegio San José.

 

Respire tranquilo. No, nadie está instalando nuevos radares en Valladolid. Se trata de controladores peatonales, que cuentan transeúntes y bicicletas meramente con fines de mejora de la movilidad en la ciudad. Así lo aclara el Ayuntamiento, más concretamente el concejal de Movilidad, Luis Vélez. “Puede que algún ciudadano haya apreciado uno nuevo de estos porque los estamos cambiando actualmente, pero no hay ninguna novedad”, explica.

 

“Son artefactos que llevan años funcionando, y de hecho se usan de manera habitual para controlar el flujo de gente por una zona concreta”, sigue el edil del PSOE. En anteriores años se han visto instalados, sin ir más lejos, en la Plaza Colón, en la Avenida de Salamanca o en el paso de cebra que une la calle Santiago con Claudio Moyano, actualmente ya peatonal aunque todavía en obras.

 

“Bien es cierto que concretamente este que se encuentra en Cardenal Mendoza es un modelo nuevo que adquirimos hace unos años, pero sí, en realidad no hace una labor diferente a los otros”, reconoce Vélez. ¿Pero y por qué se están moviendo? “Depende del criterio de los técnicos del Ayuntamiento, quizá para medir el paso de gente de una manera muy puntual para la cuestión que sea”. Dicho de otra manera, que los alarmistas pueden respirar tranquilos.

 

Tan normal es esto que en la actualidad hay más de veinte de estos artilugios instalados por toda Valladolid para el recuento de tráfico rodado, mientras que de peatones y bicicletas hay al menos cinco que haya utilizado el Ayuntamiento. Lo dicho, respire tranquilo si ha visto uno de ellos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: