Nadal supera sin problemas a Baghdatis para alcanzar la tercera ronda

Rafa Nadal transmite buenas sensaciones

El tenista español Rafa Nadal se clasificó con autoridad para la tercera ronda del Abierto de Australia, primer 'Grand Slam' de la temporada, después de derrotar este jueves al chipriota Marcos Baghdatis en tres sets (6-3, 6-1, 6-3) y liderar el pleno de la 'Armada' en la jornada.

El balear siguió ofreciendo buenas sensaciones sobre la Rod Laver Arena, aunque su nivel tenístico bajó un tanto respecto a su debut ante el alemán Florian Mayer. Su siguiente rival, el talentoso Alexander Zverev, será su primera gran piedra de toque para comprobar sus posibilidades.

El noveno favorito en Melbourne Park mostró las armas con las que quiere volver a ser competitivo, sobre todo un 'drive' muy agresivo, con el que intentó hacer mucho daño al chipriota, incansable en su esfuerzo, pero incapaz de seguir al alto ritmo impuesto por el campeón de 2009, que fue de menos a más y al que se le sigue viendo ágil en la pista.

Nadal dominó el partido en todo momento y fue mucho más sólido que su rival en los duros intercambios, y aunque también cometió más errores no forzados de los habituales (33), sobre todo con su mejor golpe (20), probablemente fue por la mayor agresividad con la que quiere dotar a su juego.

Baghdatis, derrotado en ocho de los nueve enfrentamientos con el español, trató de encontrar el tenis con el que inquietar al nueve veces ganador de Roland Garros, sin rehusar a los peloteos. Sin embargo, el chipriota no pudo aguantar la mayor solidez de un Nadal que, con trabajo, rompió pronto el saque del finalista de 2006, que tuvo sus opciones de volver a meterse en el partido antes de verse abajo con un claro 5-1 que no pudo levantar pese a lograr un 'break', el único que ha cedido hasta el momento el manacorí en el torneo.

A partir de ahí, el exnúmero uno del mundo se fue asentando y con su 'drive' a buen nivel continuó mandando. Además, quebró pronto el servicio de un Baghdatis que en la segunda manga no encontró la forma de tener opciones al resto y que sufrió con su saque.

Nadal solventó por la vía rápida la segunda manga y no bajó el ritmo en la tercera. El chipriota aguantó de salida, pero el español esperó su oportunidad, que apareció en el sexto juego. El manacorí rompió y sentenció sin dar opciones al resto para citarse en la tercera ronda con un Zverev que en su opinión es "el abanderado y el más completo" de la nueva generación y que el año pasado ya le puso en apuros en Indian Wells, con victoria final por 6-7(8), 6-0 y 7-5.

BAUTISTA Y FERRER SE CITAN EN TERCERA RONDA


Fue una jornada de pleno en la 'Armada' ya que Roberto Bautista, David Ferrer y Pablo Carreño también superaron sus segundos partidos, lo que asegurará uno representante en los octavos de final ya que el castellonense y el alicantino se medirán en la tercera ronda.

El de Castellón de La Plana siguió firme y tras su buen debut en Melbourne Park, también se deshizo del japonés Yoshihito Nishioka, al que arrolló en tres sets por 6-2, 6-3, 6-3 en algo más de dos horas.

Bautista, decimotercer favorito, estuvo algo más irregular y cedió hasta en cuatro ocasiones su servicio, pero lo compensó con nueve 'breaks' que le ayudaron a imponerse al asiático, que plantó cara y que llegó a ir por delante en las dos primeras mangas.

El castellonense buscará ahora igualar los octavos de final de 2014 y 2016, para lo que deberá dejar fuera a David Ferrer, cuarto finalista el año pasado y que pasó más apuros de los previstos para batir al estadounidense Ernesto Escobedo en cuatro mangas (2-6, 6-4, 6-4, 6-2).

El americano, 133 del mundo y de 20 años, vio cerrado un camino que comenzó en la previa y que soñó con alargar cuando sorprendió en el primer parcial al de Jávea. Sin embargo, el alicantino se asentó en la pista y no volvió a ceder más su servicio pese a que su rival tuvo opciones, pero que con el paso del partido fue cometiendo cada vez más errores.

Finalmente, Pablo Carreño también estará en la tercera ronda y lo hizo olvidando el sufrimiento de su debut ante el canadiense Peter Polansky con una sólida victoria ante el británico Kyle Edmund en tres sets (6-2, 6-4, 6-2).