Muere el hombre que sufrió un ictus tras una larga espera en las urgencias de un hospital de Málaga

Los familiares presentaron una denuncia en el juzgado de guardia de Antequera contra el hospital de dicha localidad y Servicio Andaluz de Salud (SAS) por dejar a un paciente "sin atención" en la sala de espera durante horas, tiempo en el que éste tuvo un ictus cerebral.

El hombre de 44 años que sufrió un ictus cuando estaba en la sala de espera de urgencias del Hospital del municipio malagueño de Antequera ha fallecido en la tarde de este viernes, según ha informado el abogado de la 'Asociación del Defensor del Paciente' Francisco Damián Vázquez.

 

Los hechos sucedieron el pasado 11 de enero y, por la gravedad del cuadro médico le tuvieron que trasladar al Hospital Regional en Málaga capital, donde fue intervenido de urgencia, y donde este viernes ha fallecido.

 

El abogado de la Asociación del 'Defensor del Paciente' Francisco Damián Vázquez, que representa a la familia en la denuncia penal presentada en los Juzgados de Antequera, se ha lamentado de dicho hecho luctuoso y ha agradecido las muestras recibidas por la familia durante todo este tiempo.

 

Además, se ha autorizado por parte de sus familiares la donación de órganos, y se solicitará una autopsia judicial, toda vez que ha recordado que existe un procedimiento penal en marcha para depurar las correspondientes responsabilidades, ha detallado el abogado.

 

Los familiares presentaron, a través de los servicios jurídicos de la Asociación 'El Defensor del Paciente' en Málaga, una denuncia en el juzgado de guardia de Antequera contra el hospital de dicha localidad y Servicio Andaluz de Salud (SAS) por dejar a un paciente "sin atención" en la sala de espera durante horas, tiempo en el que éste tuvo un ictus cerebral.

 

Por su parte, el Hospital de Antequera (Málaga) informó de que ha aportado a la familia del hombre toda la documentación clínica y los datos sobre la atención sanitaria y les ha explicado que "la atención recibida en cada momento se ha ajustado a la situación clínica que presentaba el paciente".

 

Asimismo, la consejera de Salud de la Junta de Andalucía, Marina Álvarez, ha asegurado este pasado jueves que la Administración autonómica asumirá la "responsabilidad que corresponda", en caso de que la hubiere, respecto al paciente.