Los toldos vegetales de la calle Santa María verán la luz en los próximos meses
Cyl dots mini

Los toldos vegetales de la calle Santa María verán la luz en los próximos meses

Recreación de cómo serán las cubiertas vegetales de la calle Santa María. AYUNTAMIENTO DE VALLADOLID

Se trata de una propuesta dentro del proyecto Urban Green Up con un importe de 344.605,96 euros subvencionados por la Unión Europea

Es cuestión de tiempo, apenas de unos meses. El pasado 29 de abril, en plena ola dura de la pandemia, el Ayuntamiento de Valladolid aprobaba en Junta de Gobierno la instalación de toldos vegetales en la calle Santa María, en pleno centro de la ciudad. Una idea que forma parte del proyecto Urban Green Up, que tendrá un coste de 344.605,96 euros de los cuales se hará cargo totalmente la Unión Europea, y que verá la luz más pronto que tarde.

 

“El contrato está ya en marcha, los procedimientos administrativos llevan su tiempo pero ya está en marcha”, asegura la concejala Rosario Chávez, concejala de Innovación, Promoción Económica, Empleo y Comercio del Consistorio. “Se trata de una solución técnica compleja y ahora hay que hacer el diseño de algunas de las piezas, pero ya se ha hecho el piloto y ha funcionado, las plantas crecen pero ahora hay que hacer la instalación”.

 

La idea es sencilla. Una especie de instalación en base a postes y entramados que den sombra y amabilicen el entorno. De hecho este es el objeto general de Urban Green Up, que está moviendo otras cuestiones en la ciudad desde 2017 como la instalación de jardines móviles, las letras vegetales de Valladolid en la Plaza Zorrilla, la fachada vegetal de El Corte Inglés de la calle Constitución…

 

La pregunta es, ¿para cuándo? “En poco tiempo”, sigue Chávez, “porque el proyecto tiene su finalización este año”. Vamos, cuestión de meses o incluso semanas.

 

URBAN GREEN UP

El proyecto Urban Green Up busca como objetivo introducir soluciones verdes en las ciudades contra el cambio climático. “En los centros de las ciudades, donde hay más espacios de piedra, no hay parques abiertos y con árboles, y con el calor las radiaciones del sol acumulan bolsas de calor”, explica la concejala.

 

“Entonces esos problemas de altas temperaturas, contaminación y aires menos limpios son algunas de las consecuencias que trata de paliar el proyecto Urban Green Up. Son un diseño de más de cien soluciones verdes que estamos viendo ya en Valladolid”.

 

La premisa es clara. A final de 2020 tienen que estar  todo terminado o al menos licitado. “Luego habrá un periodo de prueba con diferentes cuestiones que hay que demostrar ante la Unión Europea. Aquí hemos rebajado el calor, aquí hemos purificado el aire… etcétera”, cierra Chávez.

Noticias relacionadas