Los resultados para el barrio 29 de Octubre, "poco a poco" según el Ayuntamiento de Valladolid

Los propietarios de viviendas reclaman más dureza de las condenas por narcotráfico y atención a los menores que venden droga.

El concejal de Urbanismo, Infraestructuras y Vivienda del Ayuntamiento de Valladolid, Manuel Saravia, ha defendido este jueves 19 de julio que ya se ha avanzado tanto en el aspecto urbanístico como en el social en la barriada de 29 de octubre y que los resultados llegarán "poco a poco", aunque ha reconocido que la expectativa de los vecinos "era mayor"

 

Así lo ha señalado el edil vallisoletano tras la celebración de la Junta Local de Seguridad en el Ayuntamiento, a la que han asistido representantes del equipo de Gobierno municipal, la subdelegada del Gobierno de España en Valladolid, Helena Caballero, y representantes de asociaciones vecinales tanto de 29 de octubre como del barrio de Pajarillos y también del de Pilarica.

 

En la reunión de la Junta Local de Seguridad, las concejalías implicadas por parte del Consistorio -Urbanismo, Servicios Sociales y Seguridad y Movilidad- han analizado el trabajo que se lleva a cabo en el polígono de viviendas de 29 de octubre, tanto en el aspecto urbanístico de la rehabilitación de viviendas, como en el proyecto social con las personas en riesgo de exclusión que viven en la zona y en la presencia policial.

 

El edil ha subrayado que se continuará el trabajo en todas las vertientes y que espera que los resultados "llegarán poco a poco". Así, han acordado mantener una nueva reunión en el mes de septiembre para analizar de nuevo la situación, que preocupa especialmente a los residentes en la zona por la presencia de narcotráfico y toxicómanos y que no sólo afecta a 29 de octubre, ya que se ha advertido también de los constantes "trapicheos" de droga en la plaza del Encuentro de los Pueblos, en Pilarica.

 

Manuel Saravia ha apuntado que los representantes vecinales han requerido una mayor presencia y acción policial y ha defendido que "se ha avanzado" si bien ha reconocido que los vecinos tenían "una expectativa mayor".

 

En cuanto a lo urbanístico, ha incidido en que se avanza aunque "con algo de retraso" pero "con buen ritmo", mientras que ante la situación social se han tomado medida, mientras que las asociaciones vecinales también plantean ideas. En todo caso, ha apuntado que se debe incidir con algunos de los vecinos o comunidades de la zona que resultan "más problemáticos".

 

Por su parte, la subdelegada del Gobierno, Helena Caballero ha apuntado, ante las reclamaciones de los vecinos para reforzar la presencia policial en la zona que el Cuerpo Nacional cuenta con refuerzo en esa zona ante el "problema del narcotráfico". 

 

Caballero ha reflexionado que, aunque los vecinos "son conocedores" de las "muchas cosas" en las que se trabaja "no acaban de ver solucionado el problema porque no se soluciona a corto plazo".

 

La representante gubernativa ha precisado que la labor de las fuerzas del orden público se desarrolla en un nivel de "grandes operaciones" con "registros y detenciones" que, de hecho, la Policía Nacional tiene una en marcha en estos momentos. Pero además, se mantiene "contacto" con el menudeo con la colaboración del Cuerpo Nacional y la Policía Municipal.

 

En todo caso, Caballero ha apostado por reforzar todo ese trabajo pues ha mostrado comprensión con la situación que viven los vecinos. "Da rabia que se degrade el ambiente de su barrio, del entorno de la casa que ha costado tanto esfuerzo comprar".

 

REPRESENTANTE VECINAL

 

Mientras tanto, la representante de la Asociación de Propietarios del 29 de octubre, Sagrario Gil, ha lamentado que el último año ha sido "nefasto" para el barrio y que "ahora que las casas quedan bonitas" gracias a las obras de rehabilitación promovidas por el Ayuntamiento también se debe "poner bonito lo de dentro".

 

Gil ha puesto el foco en dos problemáticas relacionadas con el tráfico de droga. En primer lugar ha hecho un llamamiento a las autoridades y los jueces, a los que ha calificado de "muy blandos", a que sean "más duros" con los traficantes, pues cuando condenan a uno "no puede ser que se eche la culpa de que tiene droga y a los tres días está vendiendo droga otra vez", por lo que ha defendido el cumplimiento íntegro de las condenas.

 

Asimismo, ha advertido de que, pese al trabajo que reconoce que se realiza en el barrio, cada vez se ve más gente que vende droga y muchos "jóvenes de 16 años", que ha señalado que en muchos casos sus padres han estado en la cárcel o lo están todavía.

 

"Sinceramente, lo único que quiero es que no se venda tanta droga, pedimos a la gente que tiene que solucionar este problema que lo solucione y nosotros no podemos hacer más", ha reflexionado la representante de los propietarios, que ha aseverado que 29 de octubre es su barrio y que están "orgullosísimos" de vivir allí, pero no quieren "un barrio feo".

Noticias relacionadas