“Los positivos en reuniones familiares y de amigos tienen una incidencia seis veces mayor que en los bares”
Cyl dots mini

“Los positivos en reuniones familiares y de amigos tienen una incidencia seis veces mayor que en los bares”

María José Hernández, en el centro de la imagen, durante una protesta de los hosteleros en Valladolid. JUAN POSTIGO

La presidenta de la Asociación de Hosteleros de Valladolid, María José Hernández, cree que el cierre del sector “forzaría a muchas personas a reunirse sin condiciones de seguridad, sin aforos, sin mascarillas y sin límite de horarios”.

La presidenta de la Asociación de Hosteleros de Valladolid, María José Hernández, ha explicado a Tribuna Valladolid que la campaña de Navidad significa el 30 por ciento de la facturación anual de los establecimientos de hostelería “por lo que necesitamos planificar una estrategia que tenga garantías y que sea perfectamente segura para todos". Hernández está convencida de que los hosteleros vallisoletanos están “preparados” para ello.

 

No obstante, desde los Hosteleros se cree que un nuevo confinamiento o incluso el toque de queda que se baraja desde el Estado y algunas autonomías sería “la puntilla” para un sector “muy dañado por muchas medidas restrictivas”. Dice María José Hernández que la hostelería “tiene una baja incidencia en número de contagios según el último informe del centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad” y lo cifra “tan solo” en el 3,5% de los casos totales.

 

“La hostelería supone una alternativa controlada y segura a otro tipo de reuniones sociales que según los datos son claramente más peligrosos” y añade. “Los casos en reuniones familiares y de amigos tienen una incidencia seis veces mayor que en los bares”.

 

Desde la Asociación se pide que no se demonice el sector y creen que “cerrar la hostelería forzaría a muchas personas a reunirse sin condiciones de seguridad, sin aforos, sin mascarillas y sin límite de horarios, suponiendo un mayor riesgo para el empeoramiento de la pandemia”. María José Hernández cree que “aplicando medidas indiscriminadas se produce un daño gravísimo e innecesario al sector, sin que tenga efecto de contención de la transmisión del virus”.

 

Dice la responsable de la agrupación que con la “demonización” que se está realizando se genera “un miedo” a “entrar en el interior de los locales, a pesar de dar seguridad y garantías”. “Todo esto está provocando la pérdida de muchos clientes y por eso es necesario acondicionar terrazas, con estufas y cortavientos para hacerlas más confortables”, dice Hernández, quien es consciente de las temperaturas invernales de Valladolid y aplaude las medidas de la Consejería de Cultura y Turismo. “Nosotros les trasladamos la petición y ellos han sido sensibles, ahora solo esperamos que las ayudas lleguen rápido y podamos seguir trabajando con ellos en más iniciativas de promoción del sector”.

 

Por último, han adelantado la creación de unos “bonos al consumo”, con la colaboración del Ayuntamiento, que se extenderán desde el 15 de noviembre hasta mediados de eneropara incitar a los ciudadanos a consumir en la hostelería”.

Noticias relacionadas