Cyl dots mini

Los pensionistas de Valladolid salen a la calle para pedir que se iguale su asignación a 1.080 euros que marca la Carta Europea

Manifestación de pensionistas en la Plaza Portugalete. DAVID LOZANO

Los manifestantes han emplazado a los partidos nacionalistas a tener altura de miras y a PP y Ciudadanos a que voten a favor de los mismos.

Los pensionistas de Castilla y León han vuelto a salir a la calle para exigir que se iguale su asignación a los 1.080 euros que marca la Carta Social Europea, al tiempo que reclaman que su causa se mantengan al margen de la "confrontación política".

 

En Valladolid Jesús Isabel, uno de los portavoces de la Plataforma en Defensa de las Pensiones, ha insistido en que se han vuelto a manifestar en apoyo al "primer caramelo" que puso el Gobierno actual con unos presupuestos en lo que se iba a recoger la subida de las pensiones para el año que viene y donde el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) alcanzaba los 900 euros que, a su juicio, "garantizaba de alguna manera" un incremento de la recaudación de las pensiones.

 

Un escenario que, a juicio del portavoz, ha mutado en una "lucha electoralista" que, de momento, deja en el "aire" estas subidas, por lo que el colectivo ha anunciado que va seguir saliendo a la calle para que las pensiones estén "garantizadas" en la Constitución, que la Carta Magna "recoja también la subida según el IPC", para lograr, en definitiva unas "pensiones dignas de acuerdo con la Carta Social Europea".

 

Además, han avanzado que el próximo 15 de diciembre volverán a salir a las calles de la Comunidad, "en confluencia con otros grupos políticos y sindicatos", para recordar al Gobierno sus reivindicaciones de cara a la negociación de los Presupuestos Generales del Estado.

 

La movilización en Valladolid ha finalizado con la lectura de un manifiesto en la que se ha aplaudido el acuerdo entre el PSOE y Unidos Podemos sobre los Presupuestos Generales, al asegurar que benefician a los segmentos "más desfavorecidos" de la ciudadanía, entre ellos los pensionistas, al tiempo que ha emplazado a los partidos nacionalistas a tener altura de miras y a PP y Ciudadanos a que voten a favor de los mismos.

 

En ese comunicado, al que ha tenido acceso Europa Press, recuerdan que "no se moverán de la calle" hasta que "se gobierne para el pueblo", para garantizar el "futuro de las pensiones" y porque los políticos han demostrado que "no saben o no quieren gobernar más que para ellos mismos".

 

El seguimiento ha sido muy desigual en la Comunidad y ha sido Valladolid la provincia que más gente ha movilizado con cerca de un centenar de personas.

 

En Burgos, cerca de una veintena de personas se ha concentrado en la plaza de Santo Domingo, donde ha reclamado "mayores atenciones" para el colectivo pensionista.

 

Una de las portavoces de la plataforma, Ascensión Miguel, ha lamentado que las administraciones "pasen de nosotros" y ha reiterado que el cambio de Gobierno no ha supuesto ningún avance porque, según ha dicho, "estamos en el mismo punto". "Si antes estábamos desesperanzados con uno, ahora lo estamos con dos", ha añadido.

 

En la capital leonesa, cerca de una treintena de pensionistas de la coordinadora estatal se han concentrado frente a la Diputación de León para exigir unas pensiones "dignas" porque consideran que "gobierne quien gobierne las pensiones se defienden".

 

Desde la plataforma han destacado que es una lucha por sus pensiones, pero "también por las que puedan tener los jóvenes en el futuro", ya que durante la concentración han contado con el apoyo del sindicato de estudiantes de la ULE.

 

En Salamanca, cerca de una veintena de personas se ha concentrado en la Plaza Mayor, frente a la fachada principal del Ayuntamiento, con una pancarta en la que se podía leer '[email protected] Gaitas Salamanca. Por un sistema público de pensiones'.

 

En este acto, los asistentes han insistido en contar con "pensiones dignas", desde un sistema público, y mantener vinculadas las subidas a los Presupuestos Generales del Estado.

 

En el resto de las capitales de provincia de la Comunidad no ha habido movilizaciones, salvo en Ávila, donde solo había un representante del colectivo de pensionistas.