Los hosteleros de Simancas colapsan a llamadas al Ayuntamiento para saber si podrán abrir

El alcalde de Simancas, Alberto Plaza, ha calificado de "caos" e "improvisación" la medida incluida en el decreto del BOE de este viernes.

El alcalde de Simancas, Alberto Plaza (PP), ha calificado de "caos" e "improvisación" la medida incluida en el decreto del BOE de este viernes por la cual se permitiría abrir los establecimientos de hostelería en municipios con menos de 10.001 habitantes y una densidad de población inferior a las 100 personas por kilómetro cuadrado, criterio este último que no cumple la localidad simanquina.

 

En declaraciones a los medios de comunicación, recogidas por Europa Press, Plaza ha considerado que la posibilidad de apertura de bares y establecimientos de hostelería en localidades de menos 10.000 solo le sugiere una valoración de "improvisación, caos y falta de definición", todo ello de manera "absolutamente provocada" por una norma que considera que está ideada por alguien "que no ha trabajado nunca en el sector privado" y que puede ser "una cortina de humo" ante la "crisis del Gobierno".

 

Plaza ha considerado que en cualquiera la norma relativa a los establecimientos de hostelería "no se puede aplicar de forma inmediata", algo que considera que "repugna a la razón", a lo que ha sumado que los ayuntamientos no han sido consultados y el documento "no se ha definido en función de los territorios y de las singularidades propias".

 

Simancas, que tiene 5.300 habitantes, supera ligeramente el mínimo establecido de la densidad de población (100 habitantes por kilómetro cuadrado), por lo que en principio sus establecimientos hosteleros no pueden abrir. En situación similar se encuentran otros municipios de la provincia como La Cistérniga, Zaratán, Tudela de Duero, Boecillo, Renedo de Esgueva o Santovenia de Pisuerga, entre otros.

 

En el caso de Simancas, Plaza ha recalcado que se trata de un territorio disperso, con hasta 10 núcleos de población distintos, por lo que defiende que "el factor decisivo no solo puede ser el de habitantes por kilómetro cuadrado, sino la dispersión", una circunstancia que entiende que se puede "extrapolar a multitud de municipios de Valladolid y Castilla y León".

 

Todo ello, asegura el también senador 'popular', ha provocado el "caos" en la hostelería, pues han llegado consultas de "innumerables" establecimientos a los ayuntamientos, pero ha recordado que resolver esta cuestión es "responsabilidad de la Subdelegación del Gobierno", ya que "en última instancia es la autoridad competente" y "única", como recuerda que se "hacía gala al principio de la crisis".

 

Los ayuntamientos, ha considerado, son "colaboradores" en la interpretación de una normativa que "viene con carácter estatal pero que está generalizada y dictada desde Madrid" y que cree que está dictada "por alguien que nunca jamás a trabajado en el mercado privado o nunca ha estado al frente de un negocio de este tipo", pues "no se puede abrir de la noche a la mañana".

 

Además, ha apuntado que, a su juicio, el "caos" responde "a una intención de lanzar una cortina de humo" por la "crisis interna" que considera que vive el Gobierno de PSOE y Podemos, el cual, ha recalcado, lleva "una gestión absolutamente deficitaria de todo lo que los ciudadanos entienden o no que pueden realizar".

 

En cualquier caso, ha explicado que el Ayuntamiento de Simancas traslada "con lealtad" las innumerables consultas a la Subdelegación del Gobierno, "intentando colaborar en todo lo posible, pero también intentando que se comprenda que no puede ser ésta la realidad".

Comentarios

menuda hostelería... 24/05/2020 13:44 #1
Mejor se ponían las pilas en no ser unos rancios y cutres así como ofrecer algo de calidad los bares del pueblo, más amabilidad con la gente y quitar la imagen de porreros y gañanes de las puertas en algunos. Luego dirán que no va la gente por el virus.. igual no van por lo rancios que son casi todos.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: