Cyl dots mini

Los diputados del PP por Valladolid piden ayudas para las localidades de la provincia afectadas por Elsa y Fabien

Instan al Gobierno a elaborar un informe de daños en la provincia de Valladolid en el que se determine y cuantifique el alcance real de los mismos

Los diputados del PP por Valladolid, José Ángel Alonso y Eduardo Carazo, han presentado una proposición no de ley para instar al Gobierno en funciones a tomar las medidas necesarias para paliar los daños producidos en la provincia vallisoletana por las borrascas Elsa y Fabien que se sucedieron entre los días 18 y 22 de diciembre.

 

Tras explicar algunos de los daños más significativos y de los municipios más afectados, los diputados del PP instan al Gobierno a elaborar un informe de daños en la provincia de Valladolid en el que se determine y cuantifique el alcance real de los mismos.

 

Entre los principales daños que citan los 'populares' destacan la acumulación de árboles caídos en "numerosas carreteras y puentes", el corte de suministro eléctrico a varias localidades que afectó a particulares y empresas o el derrumbe parcial de una vivienda desocupada en Medina del Campo y de una vivienda en Torrecilla del Valle.

 

También se refieren a las inundaciones y al derrumbe de la tapia del cementerio en Valdestillas, a la caída de árboles en Peñafiel, incluido el célebre 'Pino Macareno', el derrumbe de una pérgola en Padilla de Duero o daños al patrimonio histórico como desprendimientos en el lienzo sur del Castillo de Urueña, a falta de los que se están cuantificando en otros muchos municipios.

 

Alonso y Carazo han hecho una mención especial a los daños registrados en el norte de la provincia por el desbordamiento de los ríos Cea y Valderaduey que inundó naves ganaderas en Saelices de Mayorga, donde se ahogó medio centenar de ovejas y provocó cortes de carreteras y daños en parcelas agrícolas, caminos o zonas recreativas en los municipios de Melgar de Arriba, Mayorga, Santervás de Campos, Villavicencio, Bolaños, Cabezón de Valderaduey y Castroponce, entre otros.

 

Los diputados populares han recordado a este respecto que el sector agroganadero ha demandado de forma repetida la construcción de balsas que permitan almacenamiento de agua en momento de exceso para poder utilizarlo en épocas de sequía o necesidad para los cultivos, "contribuyendo de este modo al aprovechamiento de este recurso".

 

Finalmente, hacen referencia al desbordamiento de los ríos Pisuerga y Duero, tanto a su paso por la capital vallisoletana como por localidades como Simancas o Tordesillas, donde se anegaron también zonas deportivas y recreativas.

 

Por todo ello, solicitan lugar el estudio de la declaración de zona gravemente afectada por una emergencia de Protección Civil y ayudas tanto a particulares como a los ayuntamiento de localidades afectadas, empresas, infraestructuras municipales o vicarías, y por los daños en producciones agrícolas, ganaderas y forestales.

 

Finalmente, instan a las distintas administraciones locales, autonómicas y a la CHD a coordinar las medidas necesarias, de carácter preventivo, para evitar que se repitan situaciones similares, con una petición expresa al órgano de cuenca para que mantega limpios los cauces de los ríos.

 

La petición al Ministerio de Agricultura es que agilice y dote de partidas suficientes todas las obras de regadío planificadas en la provincia de Valladolid. Por último, proponen la creación de una Comisión de seguimiento y una comparecencia en el Congreso para dar explicaciones sobre las medidas adoptadas.