Cyl dots mini

Los comercios notan un descenso de ventas "considerable" por la paralización de las obras del Túnel de Andrómeda

Algunos comercios y establecimientos cerrados en Pilarica. TRIBUNA

Los vecinos de los barrios Belén y Pilarica señalan al "daño moral" del parón de la ejecución  y reclaman soluciones y disculpas por parte de Adif

Los comercios de la calle Nueva del Carmen han notado un descenso "considerable" de las ventas por la paralización de las obras del Túnel de Andrómeda, que a parte de la incomunicación con el resto de la ciudad está produciendo un "daño moral"  entre los vecinos de los barrios Belén, Pilarica y Santos-Pilarica. 

 

"El comentario general es que las ventas se han reducido notablemente", lamenta el presidente de la asociación de vecinos de La Pilarica, José Luis Alcalde, en una entrevista con TRIBUNA sobre la situación de la zona a causa de la paralización de la ejecución por parte del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), que ya suma dos meses.

 

En la calle Nueva del Carmen ya se pueden ver dos locales en los que cuelga el cartel de 'se alquila' o 'se vende' por el cierre del comercio, algo que se puede haber producido por la disminución de las ventas, aunque, como apunta el presidente de la Asociación Vecinal 24 de Diciembre Barrio Belén, Alfredo Mantecón, estos negocios ya tenían "carencias".

 

Los vecinos de esta zona son "en su mayoría" personas mayores de edad y tenían facilidad para realizar sus compras diarias en estos comercios cercanos, que ahora han sustituido por otras superficies como Mercadona a causa de las "malas condiciones" de las obras.

 

"La gente mayor iba a comprar y también a tener una pequeña charla, era una labor de proximidad, el vendedor se preocupaba por esa persona y si en unos días no iba preguntaba por ella", relata Mantecón, para lamentar que ese contacto también se "pierde" como estos comercios que "viven al día".

 

A estos "notables perjuicios" se suma la incomunicación con el resto de la ciudad y el "daño moral" que se causa a los vecinos, quienes se sienten "maltratados y ninguneados" por parte de Adif. Así, piden al administrador ferroviario que de explicaciones como empresa pública ya que el motivo de paralización de las obras "no puede ser un secreto de Estado".

 

Y es que para estos ciudadanos, tal y como explica José Luis Alcalde, el motivo de los problemas con el hormigón de la empresa adjudicataria es una "excusa pueril", por lo que consideran que, "desde el punto de vista oficial", Adif no ha dado aún explicaciones. 

 

APOYO DEL ALCALDE

 

Ante este "cúmulo de despropósitos", los vecinos han convocado una movilización para el próximo martes, 11 de febrero, en la que reclamarán explicaciones y una solución para este túnel que une la calle Andrómeda y la plaza Aviador Gómez del Barco, una cita a la que esperan que acuda el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, a quien han invitado para que "demuestre que está del lado de los derechos de los vecinos".

 

Precisamente, el alcalde se reunirá con los vecinos de la zona este viernes, 7 de febrero, a las 17.30 horas para abordar la situación después de que éstos solicitasen una entrevista con él. Asimismo, según ha informado la asociación vecinal de Pilarica, parece que a la cita también asistirá la presidenta de Adif, Isabel Pardo de Vera, a quien los vecinos también habían pedido una reunión.  

 

Sin embargo, los vecinos creen que el parón "va para largo", como apunta Alcalde, y piden también que Adif pida "disculpas". "Aunque desde el punto de vista práctico no solucionaría nada, nos ayudaría a reducir la rabia", defiende el presidente de la asociación vecinal de Pilarica.

 

 

 

Noticias relacionadas