Lidia Valentín, mejor deportista de Castilla y León en la gala celebrada en Valladolid

La haltera leonesa recibió el premio pódium en la categoría absoluta, mientras que el palista segoviano David Llorente obtuvo el de mejor promesa. Diego Merino, del VRAC, fue el mejor entrenador.


 

El Centro Cultural Miguel Delibes de Valladolid acogió en la noche del jueves 3 de noviembre la cuarta edición de los Premios Pódium, con los que la Junta reconoce los resultados deportivos de 2015.

 

En esta convocatoria, las categorías han sido seis: Premio al mejor deportista absoluto de Castilla y León; al mejor deportista promesa; a la mejor entidad deportiva; al mejor entrenador de Castilla y León; al deporte y discapacidad y al deporte en Edad Escolar, según han apuntado fuentes del Ejecutivo autonómico en un comunicado recogido por Europa Press.

 

En esta cuarta edición, el jurado presidido por el coordinador de servicios de la Dirección General de Deportes, y cuyos vocales han sido tres representantes de la Federación de Asociaciones de Prensa Deportiva de Castilla y León y los ex deportistas Laudelino Cubino (ciclismo) y Narciso Suárez (piragüismo), acordó conceder el Premio Pódium al mejor deportista a Lidia Valentín.

 

La haltera leonesa (Ponferrada, 1985) consiguió la medalla de bronce en los pasados Juegos Olímpicos de Río de Janeiro y va camino de convertirse, no solo en una de las deportistas más laureadas de la historia del deporte castellano y leonés, sino también del deporte español.

 

MEJOR PROMESA

 

El Premio Pódium al mejor deportista promesa has ido para el piragüista segoviano David Llorente (de Palazuelos de Eresma), que el pasado año obtuvo la medalla de plata en el Campeonato del Mundo de Piragüismo Sub-23 en Eslalon y la medalla de bronce en el Campeonato de Europa Sub-23 en la modalidad de K1, entre otros méritos.

 

Los premios Pódium al mejor entrenador y a la mejor entidad deportiva fueron para Diego Merino y al Club deportivo Ritmo León.

 

El entrenador del vallisoletano club de rugby VRAC finalizó una campaña decisiva dirigiendo al equipo de División de Honor masculina, con triunfos en la Liga regular, la Copa del Rey y la Supercopa de España. Por su parte, el Club deportivo Ritmo León, dedicado a la gimnasia rítmica, completó otra excepcional temporada sumando nuevos triunfos a su palmarés en campeonatos de España de diferentes categorías.

 

Finalmente, los premios Pódium deporte y discapacidad y deporte en edad escolar se entregaron, respectivamente, al leonés Daniel Pérez y al burgalés Nicolás Álvarez.

 

El atleta con discapacidad Daniel Pérez obtuvo el sexto puesto en el Campeonato del Mundo de Qatar en salto de altura, como mérito más destacado, y el tenista Nicolás Álvarez logró el subcampeonato del Mundo Sub 14 con el equipo español y la medalla de bronce individual en Campeonato de Europa Sub 14, entre otros.