Las mujeres de Valladolid cobran, de media, 5.400 euros menos al año que los hombres

Los datos facilitados por la Agencia Tributaria muestran una brecha de género en el salario medio anual, de los 22.742 euros que perciben ellos a los 17.270 de ellas.

Las mujeres en Valladolid cobran, de media, 5.472 euros menos al año que los hombres en la misma ciudad. Así se desprende de los últimos datos publicados por la Agencia Tributaria donde analizan el salario medio anual que se percibe en todas las provincias españolas, y que ofrece datos desagregados por sexo.

 

Valladolid se sitúa como la sexta ciudad española en cuanto a sueldo de sus ciudadanos, con 20.224 euros de media por asalariado (hay 222.336). Sin embargo aparece una gran diferencia: mientras ellos ingresan 22.742 euros, ellas se quedan en los 17.270.

 

En cuanto al número de asalariados, en Valladolid son 120.040 hombres y 102.296 mujeres. Y es también relevante comprobar en qué franjas se sitúan esas mujeres: 19.586 no llegan a la mitad del Salario Mínimo Interprofesional (por 15.840 varones en esa situación) y otras 15.452 no llegan a un SMI completo (por 11.213 hombres).

 

En el lado contrario, de las 808 personas que más cobran en Valladolid, solo 119 son féminas. Y de las 1.926 personas que ganan entre 7,5 y 10 SMI en la provincia, solo 460 son mujeres. 

 

En relación al sueldo medio anual de las mujeres, Valladolid se sitúa en la quinta posición de España, por detrás de Madrid, Barcelona, Melilla y Ceuta, por encima de Burgos, y justo por delante de Soria, donde también superan los 17.000 euros. En el caso de los hombres, los vallisoletanos son los octavos que más cobran de toda España, por detrás de Madrid, Barcelona, Ceuta, Burgos, Asturias, Melilla y Zaragoza.

 

¿Cuáles son las causas? En este reportaje TRIBUNA profundizó en los motivos, así como en las explicaciones del alcalde Óscar Puente que, a principios de 2018, reconocía que había que plantear iniciativas que impidieran acceder a contratos municipales a aquellas empresas privadas que presenten discriminación salarial. Gijón, Elche o Pinto son municipios que en España ya se movilizan para reducir esa brecha, y países como Alemania han avanzado con leyes al respecto.