Tribuna mini Saltar publicidad
Publicad autobus 800x800 file

La vacuna de la meningitis entra en el calendario oficial, será gratuita y se distribuirá en centros de salud

Castilla y León cambia el calendario de vacunación e introduce la dosis del meningococo B en los lactantes a los 3, 5 y 12 meses.

La Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León ha modificado el Calendario de Vacunaciones Sistemáticas a lo largo de la vida de las personas para introducir la vacuna del meningococo B en los lactantes a los tres, cinco y doce meses. Este jueves, 25 de abril, se publicará la Orden en el Boletín Oficial de Castilla y León (BoCyL), coincidiendo con la celebración de la semana mundial de vacunación.

 

La decisión acabará con la situación generada en torno a esta vacuna. Se trata de un producto caro, ya que cada dosis cuesta un total de 106 euros y son necesarias dos o tres dosis. Además, el Bexsero, su formulación comercial, suele tener problemas de suministro.

 

Castilla y León se convertirá así en la segunda Comunidad Autónoma que implanta la vacuna de la meningitis B en su calendario público de vacunación, tras Canarias, que ya ha llevado a cabo esta medida. Se ha reservado una importante partida económica para afrontar la compra de las dosis necesarias.

 

La enfermedad meningocócica invasiva es impredecible, tanto epidemiológicamente como clínicamente, y la única forma de controlarla y reducirla es la vacunación sistemática de la población, incluyendo las vacunas en el calendario. Cómo detectar que nuestro hijo ha contraído esta enfermedad. Así, en 1988 se introdujo la vacuna frente al Haemophilus influenza; en el año 2000, la vacuna frente al meningococo C; en 2016, la vacuna frente al Neumococo C y más recientemente, en Castilla y León en enero de 2019, la vacuna frente al meningococo ACWY, tanto en lactantes como en adolescentes.

 

En este momento la situación epidemiológica de la enfermedad meningocócica invasiva se caracteriza por el constante protagonismo del serogrupo B, que es responsable de aproximadamente el 50 por ciento de los casos en España y que alcanza casi las dos terceras partes de los casos recogidos por la red de vigilancia epidemiológica de Castilla y León.

 

Hasta ahora, la vacunación frente al serogrupo B se ha limitado en el Sistema Nacional de Salud a determinados grupos de riesgo. La Junta de Castilla y León quiere extender esta protección al conjunto de la población infantil dado el peso creciente de este serogrupo.

 

Además, esta vacunación ha sido recomendada por diversas sociedades científicas y, con carácter general, por la mayor parte de los pediatras. Esta recomendación ha tenido como consecuencia la vacunación, de forma privada, de muchos menores; concretamente las coberturas registradas en Castilla y León (51,1%) son superiores a la media nacional (37,3%).

 

El coste de la vacunación frente a la meningitis B para las familias está generando una situación de desigualdad y de inequidad, ya que las de menor poder adquisitivo no pueden acceder a ella, lo que genera una menor protección frente a una enfermedad inmunoprevenible en los lactantes de familias con menores recursos.

 

Por estos motivos, conociendo la evidencia científica disponible y los condicionantes sociales existentes, se ha decidido introducir la vacuna frente a la enfermedad meningocócica invasiva por serogrupo B a los tres, cinco y doce meses. La Orden, que se publicará este jueves en el Boletín Oficial de Castilla y León, producirá efectos a partir del 1 de junio de 2019 y desde la Dirección General de Salud Pública se dictará la instrucción que contemple tanto la distribución de las vacunas por los centros de salud y consultorios como su administración y registro por el personal de enfermería.