La nave Cassini comienza su último servicio con una misión suicida adentrándose en Saturno

Anillos de Saturno

La sonda espacial Cassini de la NASA se encuentra en plena cuenta atrás para su inmersión 'suicida' en la atmósfera de Saturno este viernes 15 de septiembre, que pondrá fin a veinte años de viaje espacial.

Se espera que la nave pierda el contacto por radio con la Tierra dentro de uno a dos minutos después de comenzar su descenso en la atmósfera superior de Saturno. Pero en el camino hacia abajo, antes de que se pierda el contacto, ocho de los 12 instrumentos científicos de Cassini estarán operando. En particular, el espectrómetro de masas de iones y neutro de la nave espacial (INMS), que realizará el muestreo directo de la composición de la atmósfera, dando ideas potencialmente sobre la formación y evolución del planeta gigante.

 

A las 9.37 UTC (11.37 horas, hora peninsular) del viernes, dará inicio la "zambullida final". La nave espacial iniciará un rodaje de cinco minutos para posicionar el INMS para un muestreo óptimo de la atmósfera, transmitiendo datos en tiempo casi real desde ahora hasta el final de la misión. También, a las 12.53 UTC (14.53 horas, hora peninsular), Cassini entrará en la atmósfera de Saturno. Sus propulsores se activarán al 10% de su capacidad para mantener la estabilidad direccional, permitiendo que la antena de alta ganancia de la nave espacial permanezca apuntando a la Tierra y permitiendo la transmisión continua de datos.

 

Un minuto después, los propulsores de Cassini estarán al 100% de su capacidad. Las fuerzas atmosféricas abrumarán la capacidad de los propulsores para mantener el control de la orientación de la nave espacial, y la antena de alta ganancia perderá su orientación hacia la Tierra. En este momento, que se espera que ocurra a unos 1.510 kilómetros por encima de las nubes de Saturno, la comunicación de la nave espacial cesará, y la misión de exploración de Cassini habrá concluido. La nave espacial se romperá como un meteorito momentos después.

 

"El fin de la misión de Cassini será un momento conmovedor, pero una realización adecuada y muy necesaria de un viaje asombroso", aseguró hace unas semanas el director de proyecto de Cassini, Earl Maize, en el Jet Propulsion Laboratory de la NASA, en Pasadena, California.