La importante lucha a contramarcha con los niños desde #DaleLaVuelta

Marta Erill encabeza el proyecto de concienciación para que los más pequeños tengan más seguridad cuando viajen en coche, haciéndolo en sentido contrario, y así evitar daños que, en algunos casos, pueden derivar en la muerte.

Puede parecer un detalle sin importancia, algo en lo que jamás habías pensado, pero que en realidad es trascendental. Y es que el viaje de los niños en un vehículo tiene una dimensión mucho más grande de lo que cada uno pueda creer. Por concienciar a los padres lucha Marta Erill, quien ha promovido la campaña #DaleLaVuelta, para que les coloquen a contramarcha.

 

"La mayoría de la gente desconoce totalmente esta información", afirma esta fisioterapeuta, escritora y madre de una niña pequeña. ¿Quién mejor que alguien que lo vive en primera persona para transmitir el mensaje? Así piensa la propulsora de esta iniciativa. De hecho, más allá de todos los movimientos en redes sociales y en los medios de comunicación, tiene un blog, 'Una mamá de otro planeta', que también utiliza como canal en su objetivo de concienciación.

 

"La normativa sólo obliga a ir a contramarcha hasta los 9 kilos", dice, pero ella va un poco más allá y defiende que sigan en el sentido contrario a la marcha "hasta los 4 años o cuando no quepan". ¿Por qué esa edad? "El organismo de un niño pequeño no está físicamente capacitado para resistir una tracción intensa sobre su cabeza sin sufrir lesiones que pueden llegar a ser graves, irreversibles y, en un alto porcentaje de casos, incluso fatales". Y es que Erill pone como ejemplo un caso en el que "con un simple choque contra un bordillo, falleció un niño".

 

Uno de los casos más sonados es el de Gabriel 'El Vikingo', un niño de dos años y medio que viajaba a favor de la marcha en el coche con su padre. Un accidente le dejó pentapléjico y, varios meses después, acabó falleciendo. Los padres del pequeño se sumaron a la campaña 'Ni un peque más en peligro', que anteriormente inició Marta Erill.

 

"Tenemos apoyos públicos, de la Guardia Civil, Policía, DGT... También mucho ruido en redes sociales y hemos realizado un spot", explica. Aunque la campaña también se muestra cercana con los diferentes voluntarios que acuden a colegios y centros comerciales. En Valladolid, por ejemplo, Río Shopping ha sido el elegido para trasladar estos mensajes de prevención.

 

Pero con todo eso solo no vale. Incluso, ni con la silla más valorada se pueden evitar las fatídicas noticias que ya han sacudido a muchas familias. Por ellas y por todos los pequeños, esta fisioterapeuta sigue luchando para que los niños viajen a contramarcha. #DaleLaVuelta.