La fuerza del Aula Valladolid supera al gran Bera Bera

Teresa Álvarez, con el balón, ante el Bera Bera en Liga. IBERDROLA

Lulu Guerra, en portería, y O'Mullony, en ataque, condujeron al conjunto blanquiazul hacia la victoria en un buen partido de todas las jugadoras.

AULA VALLADOLID: Lulu Guerra, Nekane Terés (2), Teresa Álvarez (1), Elena Cuadrado (4), O’Mullony (11), Isa Calderón (2) y Eli Cesáreo (3). También jugaron: Carmen Sanz (p.s.), Mada Fernández (5, 2p.), Cristina Cifuentes (3), Cecilia Cossío, Viloria (2), Niño y Mónica (1).

BERA BERA: Merche, Karsten (5, 1p.), Leyre Aramendía (2), Silvia Arderius (8, 3p.), Alba Menéndez (4), Nora Azurmendi y Silvia Ederra (5). También jugaron: Sans (5), Echeverría (3), Cardoso y Berasategui.

PARCIALES: 2-2, 5-6, 9-9, 12-13, 14-16, 17-17 -descanso-, 21-19, 25-23, 28-26, 30-28, 31-31 y 34-32.

ÁRBITROS: Jorge y Jesús Escudero Santiuste. Expulsaron a la visitante Alba Menéndez tras tres exclusiones.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la jornada 10 de la Liga Guerreras Iberdrola, disputado en el Pab. Huerta del Rey ante unos 1.400 espectadores. Se estrenó la pista verde en honor del patrocinador y el balón rosa.

El Aula Valladolid creyó, trabajó y pudo superar a un duro Bera Bera que volvió a hincar la rodilla en Huerta del Rey, como ya hizo en la pasada temporada. Esta vez, con una grada impresionante empujando a las suyas, el equipo blanquiazul fue una auténtica piña que se vació sobre la nueva pista verde. Con Lulu Guerra y O'Mullony inspiradas una jornada más, las de Miguel Ángel Peñas vencieron a su rival por 34-32.

 

Lulu se hizo grande desde el primer minuto. Varias paradas suyas impidieron que fuera el Aula quien encajara el primer gol del partido, que llegó a los tres minutos de la mano de Eli Cesáreo. La lata tardó en abrirse, pero una vez destapada la fiesta comenzó. De hecho, en menos de 30 segundos el Bera Bera logró darle la vuelta al resultado.

 

La intensidad subió con el paso de los minutos. El choque entre dos de los equipos más en forma no defraudó y ofrecieron todo tipo de espectáculo. Las cabezas tuvieron que imponerse en los ataques largos, donde el conjunto donostiarra sacó más provecho bajo la dirección de la exblanquiazul Silvia Arderius.

 

Miguel Ángel Peñas avisó en la previa de que su intuición le llevó a pensar en que la clave estaría en las contras. Bera Bera las aprovechó mejor al principio, pero el Aula fue haciéndose fuerte en esa parcela poco a poco. El intercambio de golpes era constante y en el equipo vallisoletano empezaron a destacar Lulu, por sus paradas, y O’Mullony, por sus goles.

 

La canario dio un recital en la portería que permitió mantener a su equipo cuando el rival tuvo oportunidad de marcharse en el marcador. Mientras, en el otro lado, la zamorana sacó su fusil para machacar con lanzamientos exteriores.

 

Bera Bera llegó a conseguir una diferencia de +3 (13-16). Punto de inflexión para el Aula, que tiró de orgullo y remó hasta lograr el empate, gracias a un gol de Cristina Cifuentes. Tras otro intercambio, el resultado al descanso dejó un maravilloso 17-17 con todo por decidir en el segundo tiempo.

 

O’Mullony puso su selló nada más regresar de vestuarios y, junto a Elena Cuadrado, ayudaron que la ventaja fuera de dos tantos. A partir de ahí, las blanquiazules se vaciaron en la pista verde de Huerta del Rey y fue todavía más equipo para coger el camino de la victoria.

 

Las buenas defensas, los certeros ataques y la expulsión de la visitante Alba Menéndez, con tres exclusiones, le permitieron colocarse 30-26. Tuvo la opción de ponerse cinco goles arriba, pero Bera Bera no es un rival fácil y el conjunto donostiarra logró empatar (31-31) para hacer todavía más emocionante la recta final. Precisamente, fue Silvia Arderius, que anotó ocho dianas, la encargada de sellar ese empate.

 

Aunque la igualada no hirió a las vallisoletanas. La fortuna se alió con O’Mullony para que esta anotase su undécimo gol y deshiciera la ‘X’ en el momento clave, cuando solo restaban 2 minutos y medio para la conclusión. Viloria apareció para ampliar la ventaja en dos goles con una vaselina de ensueño.

 

Huerta del Rey se lo terminó de creer y empujó a su equipo hacia el triunfo. Una ayuda que impulsó a Cristina Cifuentes a lanzarse al suelo a por un balón para cortar el ataque rival e iniciar una jugada que finalizó Elena Cuadrado en gol. Con los tres de diferencia, Bera Bera marcó el último del partido y colocó el definitivo 34-32.

 

La ventaja pudo ser menor, pero Lulu Guerra, en una parada más sencilla que las 20 anteriores, atrapó el balón antes de que sonara la bocina. El Aula se fundó en una piña en la pista y festejó una victoria que le permite sumar 14 puntos tras las 10 primeras jornadas.