La Feria de Día: “1.000 empleos directos, un 10 por ciento más de facturación y calidad en los pinchos”

La presidenta de los Hosteleros junto al alcalde y otras autoridades. A. MINGUEZA

María José Hernández, presidenta de la Asociación Provincial de Hostelería, hace balance de una “exitosa” Feria de Día de Valladolid.

Ha sido su primera Feria de Día al frente de la Asociación de Hosteleros. María José Hernández, la nueva presidenta, confiesa que ha sido una semana “muy intensa y de mucho trabajo” aunque se muestra "contenta y satisfecha con el resultado”. El balance de la facturación es un diez por ciento mejor que en 2016. “Hemos hecho una estimación prudente”, dice Hernández quien analiza las causas que han llevado a que la Feria de Día haya sido más exitosa que en 2016.

 

“En primer lugar nos ha acompañado el tiempo, el pasado año hizo excesivo calor, y este año ha sido mucho más homogéneo. La música y las actuaciones de calle animan mucho a que la gente nos e vaya para casa. Creo que otra de las razones es que la calidad de la comida es mejor, mientras que la infraestructura, con mesas y sillas ha sido un acierto”, resume la presidenta de la Asociación de Hostelería.

 

María José Hernández dice que aún no tienen los datos globales para conocer los datos de facturación global, aunque “creo que el mejor indicador es el de las distribuidoras”. La presidenta de los Hosteleros tiene pendiente ahora una reunión en la que se analizará el resultado de la Feria de Día para seguir mejorando. “Ideas hay muchas, ahora hay que estudiar si se pueden poner en marcha. Creo que lo principal es seguir mejorando las infraestructuras”.

 

Hernández defiende la Feria de Día como uno de los pilares de las Fiestas vallisoletanas y recuerda que da empleo directo a 1.000 personas y que genera riqueza en otros sectores. También explica que los pinchos tienen calidad y que “no desmerecen” del prestigio que tiene Valladolid como ciudad de pinchos y tapas.Hay que tener en cuenta que la infraestructura en una caseta no es la de un restaurante, hay muchas limitaciones; pero aun así los pinchos son excelentes”.

 

María José Hernández recuerda, asimismo, que el control por parte de Sanidad es importante. “Todo no vale. Sanidad, como no podría ser de otra manera, está muy encima de nosotros. Todas las casetas tienen la trazabilidad del producto y yo creo que la gente cada vez se esmera más en los pinchos y a eso ha ayudado este año el Concurso que hemos organizado”, concluye María José Hernández que no obstante promete mejoras en la próxima edición. “Nos queda un año por delante para seguir trabajando".

Noticias relacionadas