La era Ribera arranca con victoria y vibración en Valladolid

A. MINGUEZA
Ver album

España venció a Bosnia Herzegovina (30-21) en un Huerta del Rey lleno y que hizo la ola.


 

ESPAÑA (12+18): Pérez de Vargas (p.), Gurbindo (1), Raúl Entrerríos (4), Viran Morros, Valero Rivera (7, 4p.) y Molina (1), Solé (1). También jugaron: Corrales (p.s.), Víctor Tomás (4), Daniel Sarmiento (3), Julen Aguinagalde (2), Sánchez Migallón (2), Joan Cañellas (1), Álex Dujshebaev (2, 1p), Goñi (1) Figueras (1).

 

BOSNIA HERZEGOVINA (6+15): Benjamin Buric (p.), Tarabochia (3, 2p), Vrazalic (1), Panic (6), Prce (2), Vranjes y Nuic (4). También jugaron: Grahovac (p.s.) Ovcina (1), Senjamin Buric (1), Terzic, Toromanovic (1), Karacic y Vegar (2).

 

PARCIALES CADA 5 MINUTOS: 1-2, 3-3, 4-4, 6-4, 9-4, 12-6 -Descanso-, 15-7, 18-8, 21-11, 23-15, 28-19 y 30-21.

 

ÁRBITROS: Charlotte y Julie Bonaventura, de Francia.

 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la Jornada 1 de la fase de clasificación para el Campeonato de Europa. Lleno en el Polideportivo Huerta del Rey (Valladolid).

Valladolid quiere deporte del más alto nivel y lo volvió a demostrar este miércoles. Huerta del Rey se llenó para ver ganar a la selección española frente a Bosnia Herzegovina (30-21).

 

Comenzó atascado el combinado de Jordi Ribera, que se estrenó como seleccionador, lo que dio vida a su rival en el inicio. La defensa hispana no se mostró del todo contundente y los bosnios encontraron huecos para ir por delante durante varios minutos.

 

Pero en el ecuador de la primera mitad, cuando el electrónico reflejaba 4-4, todo cambió. España apretó los dientes y empezó a irse en el marcador. La buena defensa, las buenas intervenciones de Pérez de Vargas y los certeros ataques llevaron a 'Los Hispanos' a lograr una renta de seis goles (11-5).

 

La clase magistral defensiva hizo que Bosnia estuviera sin encajar más de diez minutos. Ese factor, sumado al de las florituras para marcar algunos de los goles, enloqueció a un Huerta del Rey que disfrutó al máximo y vibró con el combinado nacional.

 

España logró mantener la diferencia de seis goles hasta el descanso (12-6). Un entretiempo que vino mejor a los locales, ya que salieron lanzados a ampliar todavía más la ventaja. Se llegaron a poner 17-7 en el minuto 38 y la diferencia estuvo por ahí hasta el final.

 

El combinado nacional bajó el pistón en defensa, pero no en ataque porque sabía que los goles pueden ser muy importantes de cara a posibles empates en el grupo. Aunque los menos habituales gozaron de minutos, como Corrales en portería y Goñi y Figueras, que marcaron un tanto cada uno. Mientras, el público siguió animando y disfrutando, y hasta se levantó para hacer la ola.

 

Quedaban los últimos segundos y España, que iba 8 arriba, gozó de la última posesión. Ribera pidió tiempo muerto y su equipo terminó el partido con el definitivo 30-21, obra de Raúl Entrerríos.

 

Valero Rivera, con 7 dianas (4 de penalti), fue el máximo goleador del partido y, lógicamente, de España, que arranca con buen pie en la fase de clasificación para el Campeonato de Europa. Tras el bocinazo final sonó 'Y viva España', de Manolo Escobar, esa canción que dice "España es la mejor", algo en lo que Ribera quiere volver a convertir a esta selección.

Noticias relacionadas