La Diputación defiende el potencial de la provincia de Valladolid como destino enoturístico

La entrega de premios tuvo lugar en Peñafiel este martes. TRIBUNA

Este martes ha tenido lugar la entrega de premios Concurso Vino del Museo 2015, que elige el vino representativo del Museo Provincial durante los dos próximos años. Carracedo Tinto Mencía 2013 ha resultado ganador.

El presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero, ha presidido en el Salón de Actos del Museo Provincial del Vino (MPV) el acto de entrega de galardones del Concurso Vino de Museo 2015, conmemorativo del XV aniversario de la apertura del Museo.

 

Carracedo Tinto Mencía 2013, de Bodega del Abad (D.O. Bierzo) será el Vino representativo del Museo Provincial del Vino durante los próximos dos años, tras la decisión adoptada por el jurado profesional en la cata final que tuvo lugar en el propio MPV el pasado 23 de marzo. El jurado del certamen decidió también otorgar dos accésit a Prado Rey Rosado Fermentado en Barrica 2013, de Bodegas Real Sitio de Ventosilla (D.O. Ribera del Duero), como mejor rosado, y a Yllera Verdejo 2014 vendimia nocturna, de Bodegas Grupo Yllera (D.O. Rueda), como mejor vino blanco.

 

En su intervención, Jesús Julio Carnero ha destacado en primer lugar “el alto nivel del jurado seleccionado por el director técnico del certamen, Pablo Martín, presidente de la Asociación Nacional de Sumilleres de España, que ha seleccionado a 33 sumilleres del más alto prestigio nacional”.

 

El presidente de la Diputación ha señalado que la promoción del turismo enológico de nuestra provincia es uno de los objetivos de este Concurso, “que se ha convertido en una magnífica plataforma para promocionar los vinos de nuestra Comunidad Autónoma entre los miles de visitantes que se acercan cada año al MPV sin duda atraídos por la cultura del vino y la riqueza cultural y gastronómica de nuestra tierra. No en vano es, a día de hoy, el museo más visitado de Castilla y León, alcanzado desde su apertura la cifra de 1,2 millones de visitantes”.

 

PROVINCIA DE VALLADOLID, DESTINO ENOLÓGICO DE PRIMER NIVEL

 

Jesús Julio Carnero ha recordado que desde la Diputación de Valladolid “seguimos apostando por el vino y el enoturismo como uno de nuestros productos diferenciadores, siendo una de las líneas esenciales de la Estrategia Turística Provincial”.

 

En esta línea, ha asegurado que “el enoturismo es algo más que visitar bodegas, comprar vino y disfrutar de catas. Se trata de innovar, ser originales, de buscar la diversidad y el desarrollo apostando por la calidad, en definitiva de maridar innovación y tradición, llevándonos a un apasionante viaje sensorial que nos invita a descubrir los secretos que encierran los vinos de nuestra tierra, como hacen las bodegas hoy galardonadas: tres grandes empresas familiares, representativas de tres grandes zonas geográficas, de tres grandes denominaciones de Origen, asentadas en tres de las cinco Rutas del Vino Certificadas de nuestra Comunidad Autónoma”.

 

Precisamente a las Rutas del Vino Certificadas se ha referido también el presidente de la Diputación, quien ha recordado que la provincia de Valladolid cuenta con tres de las cinco rutas de la Comunidad, Ribera del Duero, Rueda y Cigales. “Ellas nos demuestran con su éxito como debe ser el trabajo en común de viticultores, bodegueros, enólogos, Denominaciones de Origen, ayuntamientos, alojamientos turísticos, restaurantes, recursos turísticos y otros profesionales para ofrecer al viajero no sólo enología. También gastronomía, cultura, arquitectura, historia y paisaje. Una suma de atractivos que nos convierten en destino enoturístico de primer nivel”.