Cyl dots mini

La contaminación del aire en Valladolid cae a la mitad entre el 14 de marzo y el 30 de abril

S.SANZ

Para la desescalada, Ecologistas en Acción propone varias medidas como potenciar la movilidad activa peatonal y ciclista y garantizar el transporte público con suficiente financiación.

El informe de Ecologistas en Acción ‘Efectos de la crisis de la COVID–19 sobre la calidad del aire urbano en España’, elaborado a partir de mediciones oficiales en 26 ciudades, entre ellas Valladolid, concluye que la reducción drástica del tráfico se sigue traduciendo en una mejora sin precedentes de la calidad del aire en las ciudades, muy por debajo del límite legal y la recomendación de la OMS.

 

La mejora de la calidad del aire está siendo general, tanto en los centros de las ciudades como en las periferias urbanas, al igual que son generales las medidas de limitación de la circulación adoptadas. Tampoco se aprecian diferencias significativas entre las diversas prórrogas del estado de alarma, en las que se han aplicado restricciones de diversa intensidad, si bien en Burgos y Valladolid la caída de la contaminación ha sido algo superior en el promedio del mes de abril que en la segunda quincena de marzo.

 

Para la desescalada, Ecologistas en Acción propone mantener buenas prácticas como la compra de proximidad, el teletrabajo voluntario y la administración electrónica, rebajar el límite de velocidad en vías urbanas a 30 kilómetros por hora, potenciar la movilidad activa peatonal y ciclista y garantizar el transporte público con suficiente financiación.