La calle Gaudí recupera la normalidad tras su intervención con una inversión de 208.000 euros

El concejal de Movilidad, Luis Vélez, ha visitado la actuación del Ayuntamiento de Valladolid.

El concejal de Movilidad y Espacio Urbano del Ayuntamiento de Valladolid, Luis Vélez, junto a técnicos municipales y representantes de la Asociación Vecinal "Reina Juana" de Zona Sur, ha visitado la calle Gaudí, en el barrio Cuatro de Marzo, donde se ha llevado a cabo en los últimos cuatro meses, con parón incluido por la pandemia, una obra de reurbanización tras una inversión de 208.000 euros.

 

A mediados del pasado mes de febrero comenzó la reurbanización completa de la calle Gaudí, con una longitud de casi 120 metros (entre los paseos de Zorrilla y de Juan de Austria), con un presupuesto inicial estimado de 145.000 euros con cargo a los Presupuestos Participativos 2019, y un plazo de ejecución previsto de tres meses, además de una actuación por parte de Aquavall por importe de 43.000 euros.

 

La realidad es que la duración total ha superado ligeramente los cuatro meses, tras una paralización aproximada de unas cinco semanas como consecuencia de la situación creada por la pandemia. Se iniciaron los trabajos en febrero con la renovación de la red de abastecimiento, con tubería de fundición dúctil que sustituyó a la existente de fibrocemento.

 

Seguidamente se renovó el colector de saneamiento, con tubería de PVC de 400 milímetros dado que la que existía de hormigón machihembrado además de obsoleta resultaba insuficiente. Ambos trabajos abordados por parte de Aquavall.

 

También se han construido bajo ambas aceras nuevas canalizaciones municipales en previsión de usos futuros y una red de riego para el arbolado. En cuanto a la pavimentación, la nueva sección cuenta con un único carril de 3,50 metros de anchura, con firme de hormigón de 20 centímetros de espesor.

 

A ambos lados se disponen sendos aparcamientos en línea de 2,00 metros de anchura, con pavimento de adoquín prefabricado de 20 x 10 x 6 centímetros sobre base de hormigón. El número de plazas de aparcamiento apenas varía con respecto a las que había anteriormente.

 

Las aceras, se han pavimentado con losa prefabricada de terrazo tipo pétreo de 30 x 30 x 6 centímetros similar a la utilizada en las restantes renovaciones del barrio, con textura táctil en los rebajes para peatones y su anchura es de 2,00 metros en el lado de los números impares y de 2,40 (de media) en el lado par.

 

Los nuevos árboles, de porte medio, se han alojado en alcorques de 2 x 2 metros ubicados en el aparcamiento del lado par, y sustituyen a los plátanos existentes en deficiente estado y totalmente pegados a las fachadas lo que obligaba a su poda anual, lo que a su vez impedía su adecuado desarrollo.

 

La intervención ha permitido también mejorar la accesibilidad y en algún casi la ubicación de siete pasos de peatones, favoreciendo sustancialmente la movilidad peatonal de todo el entorno.

 

La inversión realizada con cargo a los Presupuestos Participativos ha ascendido a 165.000 euros y la ejecutada con cargo a Aquavall a 43.000 euros, lo que suma un total de 208.000 euros.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: