La Asociación Vecinal La Calle denuncia el "caos y la desinformación" en recibos del agua de Laguna

Desde la Asociación aseguran que en los últimos días han llegado dos recibos con un intervalo de varios días con unas "abultadas cantidades en lecturas estimadas"

La Asociación Vecinal La Calle, miembro de la Federación de Asociaciones Vecinales Antonio Machado, ha denunciado este jueves en un comunicado "caos y desinformación" en el cobro de los recibos de agua de Laguna de Duero. Esta Asociación preguntó el pasado mes de mayo al pleno del Ayuntamiento sobre las quejas de las lecturas estimadas en los recibos del agua, en concreto se cuestionó por la obligación de facilitar estas lecturas. "Se nos contestó que se hacían por motivos de salud de los trabajadores”, aseguran desde La Calle.

 

Sin embargo en los últimos días han llegado a los vecinos y vecinas de la localidad dos recibos con un intervalo de varios días con unas "abultadas cantidades en lecturas estimadas", con respecto a las facilitadas "generando una fuerte indignación vecinal". Los recibos además han dejado de comunicarse por correo a las personas que lo tienen domiciliado generando una sensación de desinformación.

 

"Si al final no es un error y ha sido una operación de abuso para obtener una mayor recaudación, por una tasa de agua, con la excusa de lecturas estimadas y con idea de privatizar el servicio, La A. V. Calle convocará protestas contra la gestión lesiva del equipo de gobierno de Laguna de Duero. Si es un error, instamos a la devolución por parte del Ayuntamiento de las cantidades mal cobradas y a la implantación de un recibo claro y con la debida transparencia", apuntan en un comunicado.

 

"También nos genera dudas si no se han hecho en más ocasiones y no por el estado de alarma. Les preguntamos en mayo, si para hacer lecturas no se había contratado empresas que ayudaran como en otras ocasiones donde ha interesado agilizar el cobro de recibos. La situación de la pandemia no puede ser excusa para mejorar el servicio y la comunicación con un recibo claro y transparente", inciden. "Desde la Asociación Vecinal les hemos propuesto hasta un modelo de recibo que han rechazado en todas las ocasiones con la excusa de que la información 'no cabía en el papel'".

 

La Asociación también apunta a que "se ha implantado un recibo electrónico y una vez cobrado a través de una plataforma digital se informa con la misma poca información que existe en el formato papel". Inciden en que "se ha abusado del Reglamento del Agua retorciendo la obligación de facilitar lecturas con motivo de la pandemia", ya que el reglamento del agua establece en su artículo 52 que “cuando por ausencia del usuario en el domicilio no fuese posible la toma de lectura, ésta podrá ser realizada por el propio usuario”.

 

Según denuncian, la queja de los últimos recibos de los vecinos es que vienen con lecturas estimadas que no se ajustan a la realidad con un cobro superior. "Si es inferior, al imputarse al recibo siguiente supone entrar en un tramo superior con un considerable encarecimiento. Sobre esta cuestión el Concejal de Urbanismo nos contestó en el mes de mayo que el Artículo 54 del Reglamento que rige el servicio municipal de agua lo permite”.

 

"Sin embargo el artículo 54 del Reglamento del agua no establece esa afirmación sino que los consumos así estimados tendrán origen en la avería del contador, no en la enfermedad de los empleados que leen los contadores. Incluso la afirmación del Concejal de Urbanismo que no se había leído por la negativa los vecinos que tienen el contador dentro de sus viviendas, se negaban a dar acceso a nadie queda invalidada por el artículo 51 del reglamento del agua que establece que el usuario estará obligado a facilitar el acceso al contador o aparato de medida al personal autorizado por el Ayuntamiento, el cual deberá llevar la oportuna identificación”, concluye.